Aprueban la licencia para reponer la solería original de mármol en el Salón Rico de Medina Azahara

Vista exterior del Salón Rico de Medina Azahara.

La Gerencia Municipal de Urbanismo ha aprobado este viernes, en una sesión extraordinaria y urgente, la licencia para reponer la solería de mármol en el Salón Rico de la ciudad palatina de Medina Azahara, en lo que parece un reinicio del proyecto de restauración de este espacio, que lleva cerrado desde 2009.

¿Y por qué es un reinicio? Pues porque la Consejería de Cultura ha solicitado esta licencia en base al proyecto realizado por Antonio Tejedor, el que fuera el arquitecto responsable de la restauración que se inició hace ya doce años y que, por diversos avatares administrativos y presupuestarios, ha mantenido cerrado al público este monumental espacio de Medina Azahara.

Del proyecto actual se desconoce el coste, aunque este periódico ha confirmado que recupera la idea planteada en 2008 por Tejedor. En aquel entonces, el proyecto -que iba a tener un coste de 1,2 millones y lo iba a financiar el Gobierno Central-, contemplaba la reparación de humedades y el reemplazo del pavimento por la solería de mármol. No un mármol cualquiera: se iba traer el mismo mármol original, extraído de las canteras de Estremoz, en Portugal, que no solo vestía el suelo, sino también columnas y otros detalles ornamentales.

Sin embargo, esta primera fase se suspendió debido a irregularidades en la adjudicación de la obra y este espacio quedó cerrado al público desde febrero de 2009, salvo su reapertura extraordinaria de diciembre de 2018, el mismo año que obtuvo el título de Patrimonio Mundial de la Unesco.

Con esta primera fase durmiendo el sueño de los justos, en 2014 se inició la segunda fase, que consistía en la reposición de los atauriques del Salón Rico de Medina Azahara, y que también se paró a medio hacer por falta de presupuesto en el año 2016.

Aquella segunda fase la iba a llevar a cabo la World Monuments Fund, que en diciembre del año pasado firmó un convenio con la Junta para hacerse cargo de lo que quedaba pendiente de restauración en la fachada exterior, incluidos los atauriques. La consejera de Cultura, Patricia del Pozo, esta misma semana, advertía de que ya se estaba desenmadejando administrativamente la primera fase.

Dos días después, Urbanismo ha dado luz verde a la reposición de la solería de mármol. Antes ha tenido la aprobación de la comisión de patrimonio de la Junta de Andalucía, y parece que la luz comienza a entrar en el Salón Rico, la gran joya de esta ciudad palatina, patrimonio mundial de la humanidad.

Etiquetas
stats