La tasa de morosidad del Ayuntamiento cae a mínimos pero sigue muy alta en la Gerencia y el IMAE

Interior del Ayuntamiento de Córdoba.

El Ayuntamiento de Córdoba goza de una buena salud financiera. Sus arcas están en máximos históricos y sus balances están dentro de los límites que marca un estricto Ministerio de Hacienda para evitar que la deuda de las administraciones públicas se vuelva a disparar, como ocurrió durante lo peor de la crisis económica. Sin embargo, hay varios organismos municipales que hacen que se eleve la tasa de morosidad municipal, que dentro de lo que cabe es de las mejores de Andalucía.

Según los datos que manejan el propio Ayuntamiento y el Ministerio de Hacienda, el periodo medio de pago a proveedores en el Consistorio es de 26 días. Esta cifra es mucho mejor que la media de todos los ayuntamientos de España, donde la tasa de morosidad está en 60 días. La ley marca un máximo de 71 días. A partir de ahí se empiezan a tomar medidas de ajuste financiero.

Sin embargo, en Córdoba hay organismos municipales que no cumplen con esta tasa y que hacen que la media sea mucho más alta de lo que debería. Es el caso, principalmente, de la Gerencia Municipal de Urbanismo y del Instituto Municipal de Artes Escénicas (IMAE). Según la información del propio Ayuntamiento, la Gerencia acumuló un retraso de 120 días en enero y 74 días en febrero a la hora de pagar a sus proveedores. En cambio, el IMAE acumuló retrasos de 112 días en el mes de febrero y 64 días en marzo.

Esto hace que la media en el pago a proveedores del Ayuntamiento sea más elevada. Un ejemplo. En enero, el pago medio solo en el Ayuntamiento (sin contar empresas u organismos municipales) era de tan solo 16 días, una cifra desconocida en Capitulares.

En el otro extremo está Sadeco, que es con diferencia el organismo municipal más saneado de todos. Así, la empresa municipal de recogida de basura paga con un retraso de tan solo seis días, una cifra que contrasta enormemente con lo que tardan en hacerlo la Gerencia o el IMAE. Y no por falta de liquidez, precisamente. El Ayuntamiento tiene actualmente en sus cuentas unos 120 millones de euros.

Mientras, según la información del Área de Hacienda, en marzo el Ayuntamiento tenía pendiente de pago facturas por importe de 5,8 millones de euros. En lo que iba de año ya había abonado cerca de 4,5 millones de euros en facturas por diferentes servicios prestados por externos al Consistorio.

Etiquetas
stats