Cien años de Carlos Castilla del Pino: el psiquiatra dedicado a curar y a enseñar

Carlos Castilla del Pino

La Casa del Olivo fue su hogar en Castro del Río (Córdoba) durante los últimos veinte años de su vida y así tituló sus memorias. Y ahora Castro del Río, cuando se cumplen cien años del nacimiento del psiquiatra, escritor y humanista Carlos Castilla del Pino, rinde homenaje a su figura, para recordar su obra y reconocer la valía de su legado en las ciencias médicas pero también en el pensamiento.

Unas jornadas en la que fuera su tierra de adopción repasarán el 4 y 5 de noviembre las facetas como intelectual, académico y humanista de Carlos Castilla del Pino (San Roque, Cádiz, 1922 - Castro del Río, Córdoba, 2009), “el psiquiatra dedicado a curar, a enseñar y a aprender”, como recoge en una cita de Joaquín Leguina el coordinador de las jornadas, Juan de Dios Torralbo, catedrático de la Universidad de Córdoba. La UCO y el Ayuntamiento de Castro del Río organizan estas jornadas en su recuerdo y en el de su obra.

“Castilla del Pino fue un experto en la mente humana, que indagó con profundidad en el individuo, en su vertiente individual y en su vertiente pública”. Y ese conocimiento lo plasmó a lo largo de su vida en centenares de artículos para revistas espcializadas, ensayos, novelas y conferencias dictadas a lo largo y ancho del país y también en el extranjero.

“Ineludible es su figura como gran intelectual y su perfil académico en España durante el siglo XX y comienzos del XXI”, recuerda Torralbo sobre el psiquiatra que ocupó el sillón con la letra Q en la Real Academia cuando lo dejó el Premio Nobel Camilo José Cela.

Mérito propio y relevancia intelectual que las jornadas que ahora se celebran en Castro del Río quieren poner en valor. “Hemos querido conjugar su faceta intelectual con su faceta más humana, con experiencias que nos van a narrar quienes tuvieron una estrecha relación con él”. Y ahí estará, la que fuera su esposa y profesora de la Universidad de Córdoba, Celia Fernández, participando en una mesa redonda sobre los Libros de Memorias de Castilla del Pino, además de José María Ruiz Vargas, gran amigo del reconocido psiquiatra y catedrático emérito de Psicología de la Memoria en la Universidad Autónoma de Madrid, que hablará sobre La memoria como un deber moral.

Un documental sobre su vida

La proyección de un vídeo documental -Castilla del Pino desde Castro del Río-, guionizado y dirigido por Francisco Cañasveras, traerá de vuelta al pensador que eligió este municipio para vivir “rodeado de serenidad, de gente humilde y sencilla”, una experiencia vital desde la que escribió su libro de memorias final, Casa del Olivo.

Serenidad y trabajo intelectual, que en su faceta más humanista le llevó a aunar sus conocimientos médicos y científicos con el pensamiento avanzado que le valió el reconocimiento profesional y académico. Cordura y locura en Carlos Castilla del Pino recogerá, en estas jornadas, la difusión y el alcance de ese legado también a niveles sociales, a cargo del periodista y analista cultural Juan Ángel Vela.

“Nos dejó un legado cultural y humanista, aparte del médico”, destaca el coordinador de las jornadas. Y ahora que se cumplen cien años de su nacimiento, traer al presente su obra intelectual, científica y sociopolítica, sus ideas avanzadas en temas incluso como el feminismo, es devolver a la figura de Carlos Castilla del Pino parte de lo que dejó en herencia a la humanidad.

Etiquetas
stats