Emoción y rabia: Stop Desahucios recuerda a Fran Lema y pide que el banco “deje tranquila” a su madre

Concentración de Stop Desahucios en recuerdo de Fran Lema |  TONI BLANCO

Este sábado 8 de febrero hará siete años de la muerte de Fran Lema. Se quitó la vida acuciado por la presión del banco al no poder pagar la hipoteca de su vivienda. Ahora, la entidad BBK Cajasur sigue reclamando la deuda a su madre, Dionisia Bretón, de 75 años, que junto a su marido ya fallecido avalaron a Fran en su momento. La plataforma Stop Desahucios, familiares y allegados han protagonizado este viernes un emotivo recuerdo para Fran, en un acto frente a la oficina central del banco en el Bulevar de Gran Capitán para plantarle cara y pedir “que dejen en paz a Dionisia”.

Los padres de Fran avalaron con su propia vivienda el préstamo hipotecario de 97.000 euros que este pidió en 2008. Tras su muerte, BBK Cajasur exige una deuda de 95.000 euros a la madre, viuda ya. Desde Stop Desahucios explican que han intentado negociar con el banco, ofreciéndoles que se quede con la vivienda en propiedad pero que Dionisia tenga el usufructo vitalicio, es decir, pueda seguir viviendo en ella hasta su muerte. Esta propuesta fue rechazada por el banco a final del año pasado y sigue reclamando la deuda a la mujer.

Una soléa compuesta por el profesor del Laboratorio Jurídico de la Facultad de Derecho y activista Antonio Manuel, lanzaba al aire frente al banco esta mañana las palabras de rabia y dolor de los presentes en la manifestación: “Malditas sean las leyes que, como puñales sin alma, los ricos afilan y en los pobres se clavan”.

Familiares de Fran y amigos, con lágrimas y la emoción a flor de piel, le han recordado en este acto para apoyar a su madre. “Que dejen en paz a Dinonisia, que nos van a tener siempre enfrente”, advertía Juana Povedano, una de las actuales portavoces de Stop Desahucios. “Esto solo acaba de empezar. Sí se puede”, lanzaba al aire el grito de guerra de Stop Desahucios, que los presentes han enarbolado.

La historia de Fran y su familia ha sido recordada por la plataforma antidesahucios junto a la de 150 personas muertas entre 2011 y 2015 “por el acoso de las entidades bancarias”, recordaba uno de los portavoces de Stop Desahucios, Rafael Carmona. “Son familias destruidas y aún no se ha hecho justicia. Ninguno de los responsables de estas muertes han pasado por los juzgados”.

Asimismo, ha insistido en que “dejen en paz a Dionisia, Bastante ha tenido con la pérdida de su hijo, como para tener más sobresaltos con las cartas que le siguen llegando del banco”.

La plataforma Stos Desahucios espera poder sentarse a negociar con BBK Cajasur la próxima semana para encontrar una vía de solución a la situación de Dionisia, después de la propuesta que ha sido rechazada para ofrecer la vivienda al banco a cambio de poder vivir en ella. Siguen confiando en encontrar una salida para que Dionisia pueda ya vivir tranquila.

Etiquetas
stats