Diario del Confinamiento. Posibilidad de un perol

Un perol, con su paleta y todo.

En mi tercer día de salida a “practicar deporte” (las comillas son importantes, no me sean chivatos, aunque tal vez debería quitarlas para no despertar sospechas). Comenzaré de nuevo:

En el tercer día de salida a practicar deporte, lo hice por un parque periurbano no muy lejos de mi residencia. Una especie de bosque domesticado, con chaparros, olivos, ortigas, cardos, alguna amapola, torronteras aún húmedas, veredas arcillosas, pedruscos variados y demás cosas cuyo nombre desconozco, vi un locus amoenus, bucólico e ideal, sombreado y suave, propio de Gonzalo de Berceo, donde, bajo la sombra de tres árboles firmes y veteranos, estaban los restos de una hoguera.

Podría haber pensado en los druidas; pero no, soy más de aquí y deduje que allí no hace mucho tiempo alguien celebró un perol.

Y me acordé del Gobierno, claro, del que ahora me acuerdo constantemente: ¿En qué fase de la desescalabrada –o cómo se llame- podrán los cordobeses (impecables en su comportamiento) compartir un perol?

No he leído nada sobre eso en el BOE –mi nuevo catecismo-, ni escuchado nada en las ruedas de prensa, ni leído al respecto en la prensa del movimiento y de los otros movimientos; ni una referencia urbi et orbi en un Ángelus. Nada.

Podremos reunirnos 10 personas de la familia, cuñados inclusive, manteniendo distancias prudenciales de seguridad, pero ¿bajo una encina? ¿rodeados de jaras? ¿en una parcela eternamente regulable?

¿Cuánto deberá medir el mango de la paleta para remover el sofrito? ¿el acto casi litúrgico de “cuchará y paso atrás” deberá hacerse a través de una rendija en una mampara de metacrilato y guardando una estricta fila norcoreana? Mucho vacío en las normas y directrices.

Por no hablar del dominó: ¿Cómo, a más de dos metros, le ahorcas el seis doble a tu suegro y te cachondeas de él dando un fichazo en la mesa de camping mientras tiemblan los tubos de DYC-Pepsi?

No nos toman en cuenta. Córdoba, a la cola de todo. Como siempre.

Si Houllebecq escribió Posibilidad de una isla y algunas islas se han abierto ¿Qué hay de lo nuestro?

Etiquetas
stats