El descenso del turismo extranjero pincha la burbuja

Dos turistas con sus maletas en el casco histórico de Córdoba | TONI BLANCO

Los datos que muestran el número de turistas extranjeros que llegan a Córdoba comienzan a marcar una tendencia a la baja con respecto a los últimos tiempos de un crecimiento continuado en lo que se empezaba a denominar como burbuja propia del sector. Los datos del Instituto Nacional de Estadística señalan cómo el número de viajeros procedentes de fuera de nuestras fronteras que ha recibido Córdoba ha disminuido a cifras anteriores a hace tres años y cómo en el último año, esa tendencia ha sido paulatina en los meses de más visitas a la ciudad.

Si en julio de este año el número de visitantes extranjeros que ha contabilizado Córdoba ha sido de 37.204 según los datos de la Encuesta de Ocupación Hotelera del INE, un año antes, en julio de 2017 la cifra fue de 38.816, un dato similar al registrado también en julio de 2016 (38.485 viajeros extranjeros) y al de julio de 2015 (38.556 viajeros extranjeros). Hay que retrotraerse a julio del año 2014 para que la cifra de visitantes de fuera de nuestras fronteras fuera menor a la que de este año: 35.780.

La tendencia a la baja, que se ha mostrado también en toda Andalucía y que entre otras causas tiene como causa la recuperación de otras zonas turísticas internacionales como el Mediterráneo Oriental, se ha visto claramente en los datos de los meses en los que Córdoba recibe tradicionalmente más turistas: en la primavera.

La comparativa entre los meses de abril, mayo y junio de este año y de los mismos meses del año 2017 muestran una reducción continuada de los viajeros extranjeros que recalan en Córdoba. Si en abril de 2018 se contabilizaron 48.172 turistas extranjeros, un año antes fueron 52.292; si en mayo llegaron 50.418, en mayo e 2017 fueron 57.493; y si en junio de este año han venido 39.187 turistas de otros países, en junio del año pasado fueron 43.104.

En total, entre los meses de abril y julio, del año 2017 al año 2018 se han perdido un total de 16.724 turistas extranjeros en Córdoba: 4.120 menos en abril, 7.075 menos en mayo, 3.917 menos en junio y 1.612 en el mes de julio.

Tendencia en Andalucía y España

El Instituto Nacional de Estadística corroboró en su informe mensual de Movimientos Turísticos en Fronteras (Frontur) que la ralentización en la llegadas de viajeros extranjeros se generaliza al conjunto de los destinos nacionales, entre ellos a Andalucía. Según este estudio, la comunidad andaluza experimentó el pasado mes de julio el primer descenso en llegada de viajeros internacionales en este mes desde el año 2012. Concretamente, la región, que se consolida como tercer destino principal en turistas de fuera de las fronteras, tras Baleares y Cataluña, registró un bajada del 2,2% en la visitantes extranjeros en julio, quedándose en 1,3 millones.

La caída está relacionada con la dependencia del mercado británico, que es el país de origen del 27,3% de los turistas en la región y que durante el pasado mes mantuvo la tendencia a la baja. Concretamente, España recibió en julio casi 2,2 millones de viajeros de este mercado, lo que representa el 22% del total y un descenso del 5,6% respecto a julio del año pasado.

Los destinos andaluces se han visto también lastrados por la evolución en la llegadas de franceses y alemanes, que son los siguientes países con más turistas que visitan España, y que han descendido en un 11,4% y en un 6,2%, respectivamente.

A nivel nacional la situación es aún peor. En el mes de julio el país recibió diez millones de visitantes internacionales, lo que supone un 4,9% menos que en el mismo mes de 2017, según los datos publicados por el INE. Esto representa la mayor caída desde abril de 2010, cuando las llegadas internacionales se redujeron un 13% pero por una razón ajena: la erupción de un volcán islandés paralizó durante dos semanas el tráfico aéreo en Europa.

Etiquetas
stats