El comedor social de Rey Heredia se concentrará el martes en Capitulares

Activistas protestando y comiendo junto al Ayuntamiento. MADERO CUBERO
La acción busca explicar y defender la labor social que realizan, dando servicios a un centenar de usuarios diariamente

La Acampada Dignidad ha convocado, a través de su perfil de Facebook una concentración el próximo martes frente al Ayuntamiento del comedor social Cocina Abierta, que cada día da servicio a un centenar de personas, aproximadamente. Su objetivo es defender lo que consideran una “importante labor social” que se vería interrumpida si el Ayuntamiento continúa con su intención de desalojar el Centro Social Rey Heredia a partir del próximo 9 de mayo. Este centro se encuentra en el colegio Rey Heredia, cerrado desde hace dos años y reclamado por los colectivos sociales del barrio. El 4 de octubre, tras una manifestación, el inmueble fue ocupado por estos colectivos, agrupados en la plataforma Acampada Dignidad.

El Ayuntamiento de Córdoba, gobernado por el PP, presentó en diciembre una denuncia por usurpación del antiguo colegio Rey Heredia contra ocho activistas de la Acampada Dignidad. Otros seis fueron imputados en febrero. El Ayuntamiento ha pedido asimismo el desalojo de los activistas del inmueble ocupado. El magistrado del Juzgado de Instrucción 4 ha dado un mes de plazo que cumple en mayo para que los vecinos abandonen el lugar. Estos ya han advertido que no piensan irse hasta que el Ayuntamiento ceda al Consejo de Distrito Sur el edificio en similares condiciones por las que ha cedido recientemente una propiedad municipal a la Agrupación de Cofradías y Hermandades.

Como protesta, en diciembre los miembros de la acampada ya repartieron comida en las inmediaciones del Ayuntamiento, hasta que fueron desalojados por la policía local. El gesto solo duró unos minutos. Un fuerte contingente de la Policía Local y Nacional presionó al medio centenar de manifestantes -que ya estaban repartiendo platos de cocido al grito de “queremos trabajo, no comida”- para que disolvieran la concentración. Entre gritos y algún empujón, los activistas levantaron la cocina improvisada y se dirigieron a Las Tendillas, donde siguieron la la protesta.

“Que desapareciera ahora el comedor social que da de comer a cien personas al día, la biblioteca o las clases de apoyo que se dan a niños de familias sin recursos sería un verdadero desastre para el barrio”, señala un portavoz de la Acampada Dignidad. La concentración del martes forma parte del goteo de movilizaciones que protagoniza la Acampada y que culminará en un una manifestación convocada para el 10 de mayo y que busca concentrar en Córdoba a miles de personas venidas de toda España para apoyar a Rey Heredia.

Etiquetas
stats