Cinco años después en el Rey Heredia

Jornada de convivencia en el patio del Rey Heredia | ÁLEX GALLEGOS

Aquel día de octubre del año 2013 solo unos pocos sabían lo que iba a pasar. Y los que lo sabían pensaban que aquello duraría poco. Una gran manifestación recorrió el centro de una ciudad entonces gobernada por el PP. La protesta se paró durante un buen rato en la calle Capitulares mientras una avanzadilla estaba ya al otro lado del río, esperando a la mayor parte de los manifestantes. Ya era de noche cuando los manifestantes vieron que la puerta del antiguo colegio Rey Heredia, junto a la Torre de la Calahorra, estaba abierta. Y se metieron dentro. Hasta hoy.

Cinco años después, el centro social Rey Heredia es un espacio autogestionado, después de un acuerdo de cesión firmado con el Ayuntamiento de Córdoba. El Consistorio ha renunciado de esta manera a la piqueta, que era a lo que estaba condenado este colegio, dentro de un plan especial de restauración del entorno de la Calahorra (que preveía también la construcción del Museo de Bellas Artes).

Este año, para la conmemoración, ya no hay manifestación, como en los anteriores aniversarios. Pero sí una multitud de actos de convivencia que han arrancado al mediodía con una de las grandes aficiones de los cordobeses: el perol.

El activismo del Rey Heredia se mantiene vivo, no obstante. En las aulas de este antiguo colegio funciona un grupo mediático, se organizan decenas de reuniones, actividades y hasta funciona un comedor social. Cinco años después, ya no hay miedo al desalojo.

Etiquetas
stats