De vuelta al paraguas: la lluvia regresa otra semana a Córdoba

Turistas bajo la lluvia

0

Con el otoño ya plenamente instalado en la provincia, las temperaturas han dado durante el último fin de semana los primeros síntomas de las cercanías del invierno. Estos dos últimos días en los que la suave lluvia que nos ha dejado hasta el momento noviembre se ha dado un breve descanso. Hasta hoy. La nueva semana comienza con el regreso de la lluvia al territorio cordobés, en un primer paso que tendrá continuidad hasta el próximo fin de semana.

La lluvia se toma un respiro y deja paso a la bajada de temperaturas

La lluvia se toma un respiro y deja paso a la bajada de temperaturas

Durante los próximos días la lluvia podrá visitar la provincia hasta en tres ocasiones. Lo hará, de nuevo, de manera suave y sin dejar grandes acumulados. Y es que el régimen de ponientes que sacude a la Península Ibérica desde hace un par de semanas, aunque mantiene una circulación de sistemas frontales con impacto sobre nuestro territorio, aún no ha ido acompañado del paso de auténticas borrascas que dejen bandas de precipitación de cierta intensidad. Así seguirá durante esta semana, y será durante las jornadas de lunes, miércoles y viernes toque volver a sacar el paraguas.

La lluvia regará la provincia de noroeste a sureste al paso de los frentes del lunes y miércoles, siendo dichas precipitaciones por lo general de carácter débil. Más intensas serán las que se esperan para la jornada del viernes 25. Para entonces el paso del frente lo hará con clara componente de oeste, lo que podría intensificar la lluvia en nuestra región gracias al mayor aporte húmedo del Atlántico hasta la vertical cordobesa.

Intercaladas entre la lluvia, las jornadas de martes y jueves serán de transición. Sin embargo, la abundante nubosidad que se espera para ambos días serán síntoma del marcado flujo de poniente que tendremos en la Península Ibérica durante toda la semana. El viento del oeste será además el encargado de durante los próximos días mantengamos unas temperaturas relativamente suaves. Con las máximas ya estabilizadas en el entorno de los 20 grados, las mínimas oscilarán aún entre mañanas por debajo de los 10 grados y otras en las que el termómetro a duras penas baje de la barrera de los 15 grados.

La constante entrada de humedad en capas bajas de la atmósfera hará que la oscilación térmica diurna durante las jornadas de lluvia del miércoles al viernes sea muy poca. Para entonces casi ningún punto de la provincia cordobesa bajará de los 10 grados, y sólo de cara al fin de semana el termómetro podría experimentar un nuevo descenso provocado por la entrada de viento de componente norte.

Toda la información del Colectivo Meteofreak en Twitter y en Facebook.

Etiquetas
stats