Nueva Carteya, el ‘joven’ pueblo fundado hace 200 años entre siete colinas

Documento de 1833 sobre el nacimiento de Nueva Carteya

Nueva Carteya celebra en este 2022 su bicentenario, el aniversario de sus 200 años de vida, desde que el pueblo se fundó y consiguió a partir de ahí su propio término municipal. Entre siete colinas, en la Campiña cordobesa pero ya a pie de la Subbética, diversos restos arqueológicos como el yacimiento de El Higuerón, dan cuenta de la vida en asentamientos en zonas cercanas desde el Paleolítico pasando por todas las civilizaciones. Pero la historia de Nueva Carteya como pueblo ‘solo’ se remonta a 1822, año en el que se estableció y se fundó el ‘joven’ municipio que hoy conocemos.

Años antes, vivían en la zona conocida como Monte Horquera algunos vecinos de Baena, que pidieron a Fernando VII el reparto y deslinde de las tierras, para cultivarlas. El rey dio su autorización para ello y para la fundación del pueblo de Nueva Carteya en esas tierras, hace ahora 200 años, como explica a Cordópolis el historiador del Arte y técnico de las actividades del bicentenario, José Antonio Peña.

Entre los vecinos del pueblo le dieron primero nombres como Aldea de San Juan o La Decisión, pero finalmente, desde 1822, Nueva Carteya se impuso. Fue su fundador, Diego Carro, quien le otorgó esa denominación, que aún hoy no está claro si hace referencia a alguna antigua Carteya.

Carro fue un clérigo de Baena, “ilustrado, humanista”, que fundó Nueva Carteya, plasmó en un plano los orígenes de la trama urbana del pueblo y diseñó la iglesia de San Pedro, núcleo a partir del cual se irradiaron calles y otros edificios. La plaza delante de la iglesia, bajo el nombre de Marqués de Estella, sirvió de eje a partir del cual establecer las primeras calles perpendiculares y paralelas, como la calle Mayor, en un  entramado del pueblo que aún hoy se conserva. Nacía entonces el pueblo, completamente de nueva planta.

Hoy, en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Nueva Carteya -en el centro del pueblo junto al origen del mismo-, un cuadro rememora aquel reparto de tierras que se hizo entre los baenenses que vivían en las tierras donde se fundó el nuevo pueblo. Y las imágenes de los primeros planos de Nueva Carteya, hechos por Diego Carro, se conservan digitalizados y en el Museo Histórico Local del pueblo.

En el museo, además de la huella de todas las civilizaciones que se asentaron históricamente en los montes cercanos, se deja constancia de cómo el Monte Horquera ya figuraba en los planos más antiguos del término de Baena, como la zona de tierras donde luego se fundaría y asentaría Nueva Carteya.

La burocracia y los pleitos hasta quedar libre como término municipal propio se alargaron hasta mediados del siglo XX, quedando constancia de ello en fotos de la época, alguna con Franco en Madrid.

La memoria de los 200 años de historia de Nueva Carteya será objeto de actividades culturales y sociales a lo largo de 2022. El municipio ya tiene un logotipo para celebrar el bicentenario y prepara ya visitas guiadas al pueblo para visitantes y vecinos, un concurso de fotografía, noches en el Museo en verano, exposiciones de planos y fotografías antiguas, una gymkana intergeneracional para conocer todos los detalles del pueblo y hasta una ruta de la tapa por su gastronomía. Y en el horizonte, un deseo: ¡Por muchos años más!

Etiquetas
stats