La puerta giratoria del nuevo Córdoba

Álex Gómez Comes, director deportivo del Córdoba, este sábado en El Arcángel | ÁLEX GALLEGOS

El común de los aficionados pone sus ojos en el césped a la espera de un defensa central con jerarquía, un medio creativo, un lateral zurdo o un punta que acompañe al goleador de cabecera. Enero es mes de cambios. En el Córdoba CF, más que en ningún otro lugar. Hay un nuevo consejo de administración, otro presidente, otro director general, otro secretario técnico... Quizá no un nuevo entrenador, aunque siempre hay un plan B en estos casos. Jorge Romero consiguió reactivar anímica y futbolísticamente a un grupo que necesita refuerzos. Llegarán en cuestión de horas, una vez que Jesús León haya conseguido la llave económica en la LFP para abrir espacio a nuevas contrataciones. Pero no sólo habrá modificaciones en el verde. Los cargos de gestión están determinados y las decisiones se irán ejecutando desde ya. La puerta giratoria del Córdoba está engrasada y habrá movimientos.

En la plantilla

Ya se fueron Jaime Romero (Lugo) y Pinillos (Barnsley). Puede salir alguno más. Jona está en la rampa. Josema ya pidió una salida en su momento. Y dos miembros del grupo, Esteve Monterde y Javi Noblejas, sencillamente no cuentan. ¿Incorporaciones? Fausto Tienza será el primero. El mediocentro, de 28 años y natural de Talavera de la Reina, llegó a un acuerdo este lunes a falta de firma para rescindir su contrato con Osasuna y quedará libre para ir a donde quiera. Y donde quiere, según declaró al digital Cordobadeporte, es al Córdoba. “Es un club que me gusta y además tengo mucha familia en Córdoba, tanto cordobeses como de mi tierra, al margen de que estaría cerca de casa”,dijo. Tiene otras propuestas, pero “el proyecto de Luis Oliver seduce mucho”. El empresario navarro, que será director general deportivo, ya tenía apalabrado su fichaje antes de que se rompiera por primera vez el acuerdo con González.

Otro futbolista que anda cerca es Juanjo Narváez, punta colombiano de 23 años que milita en el Real Betis Balompié, entidad que tiene claro que una cesión es lo más conveniente para no cortar la progresión de un interior que pasó también por la cantera del Real Madrid. En Heliópolis, una casa que conoce bien Oliver, puede haber más jugadores a los que echar las redes desde El Arcángel. El lateral derecho Rafa Navarro, de 23 años, está situado en la lista de salidas verdiblancas. Varios equipos de Segunda, entre ellos el Sporting de Gijón, están interesados en reclutar al canterano bético.

Desde que el lateral izquierdo se convirtió en una zona problemática para el Córdoba -y de eso hace varios años ya-, el nombre de Juan Fuentes ha sido recurrente. Después de la marcha de Pinillos, parece claro que un refuerzo llegará para un puesto por el que han desfilado, además del riojano, hombres como Mena, Javi Galán o Fernández a banda cambiada. Fuentes está sin equipo desde que se desvinculó de Osasuna y entrena en solitario en Córdoba. Su hándicap, lógicamente, es la falta de ritmo de competición. Y el conjunto blanquiverde precisa incorporaciones de impacto inmediato.

En la planta noble...

Ya se presentó este lunes el nuevo consejo de administración. Cuatro abogados -Joaquín Zulategui, Diego Medina, Magdalena Entrenas y Antonio Romero Campanero- y un exfutbolista, Manuel Garrido -que representa a la Asociación de Futbolistas Veteranos (Futvecor)-, serán los que acompañen a Jesús León López. Medina ya estuvo en el club formando parte de la Fundación CCF y Romero Campanero también conoce a la perfección los entresijos de El Arcángel: fue asesor jurídico de la entidad y es nieto del presidente de honor, Rafael Campanero Guzmán. Joaquín Zulategui entra por parte de Luis Oliver, quien ejercerá como director general deportivo. Y aunque no tenga presencia en el accionariado -de hecho, su salida fue la condición exigida por la parte vendedora para cerrar la operación-, el navarro se perfila como un hombre clave en el Córdoba del futuro.

Junto a Luis Oliver -máximo responsable del área deportiva- estará, en el cargo de secretario técnico, un conocido de la afición cordobesista: Dani López Ramos, jugador durante varias temporadas en la primera década del siglo. Saldrán de su cometido Álex Gómez Comes y el secretario técnico, Miguel Linares, quienes han seguido apareciendo en los últimos días tanto por la Ciudad Deportiva como por El Arcángel en una actitud discreta. Continúan, de momento, siendo empleados del club. Como Javier Bejarano -responsable de los servicios médicos-, Andrés Delgado -director jurídico- o Sergio García -responsable de infraestructuras-, cuya continuidad está en entredicho. Todos tienen contrato en vigor, con la serie de obligaciones que eso comporta. En el área de comunicación ya se registraron movimientos en los últimos días de González. La directora del departamento, Marian Saco, fue objeto de un fulminante despido que terminará en los juzgados.

...Y en el resto de la entidad

Entre los muros de El Arcángel se respira inquietud. Con toda la atención centrada en el mercado invernal, con fichajes y salidas tendentes a fortalecer la competitividad del plantel deportivo en su lucha por salvar la categoría de Segunda, hay un equipo en la sombra que vive con la incertidumbre de saber qué puede depararles el porvenir tras el cambio de dueño en el Córdoba CF. Desde el responsable comercial -Francisco Jiménez- a la administración -Rosa Agredano-, pasando por las áreas de mantenimiento, contabilidad, recepción, tiendas, marketing, almacén, taquillas, jardineros, puertas, seguridad... Las próximas semanas serán de vaivén.

Etiquetas
stats