Contra la nieve deportiva, como en el Juan Rojas

Alfaro, en la visita del Córdoba al Almería de la pasada campaña | LOF

Tan cercano, tan lejano. Su próximo adversario es vecino, pero entre ambos existe un buen puñado de kilómetros. Del mismo modo, lo conoce con suficiencia aun cuando no acumulan demasiados enfrentamientos. El Córdoba visita el domingo (16:00) a una Unión Deportiva Almería a la que apenas sabe ganar en su feudo. Tanto es así que en trece comparecencias en tierras del Poniente andaluz los califales sólo suman un par de triunfos de trece encuentros como disputaran en Liga. A este dato cabe añadir una derrota en Copa del Rey, que se agrega a las seis sufridas en campeonato regular. La negativa estadística la encara, así como a su rival, el conjunto blanquiverde con una firme intención de repetir el primero de sus precedentes positivos. Éste data del curso 2002-03 y de un momento en que fuera esencial sumar de tres.

Aquella es la primera ocasión en que el Córdoba se midió al cuadro rojiblanco bajo su actual denominación. Era febrero y el encuentro era también el primero de los califales lejos de El Arcángel de la segunda vuelta. Al mismo llegó el equipo entonces dirigido por Fernando Zambrano sin haber vencido como visitante. Ni siquiera tuvo capacidad de marcar en estadio extraño hasta ese día. La victoria era esencial para escapar del descenso y quizá eso ayudó a que se consiguiera. El conjunto blanquiverde se impuso de manera clara (1-3) con un golazo de Serban y otros dos de Montenegro y Gorka García. Por el Almería, ya Unión Deportiva, anotó un jugador inolvidable para la afición cordobesista: Ramos, el autor del tanto del ascenso en Cartagena en la 1998-99. Dos datos curiosos más se dieron aquella tarde: nevó en la provincia vecina y el duelo se disputó en el vetusto Juan Rojas.

El antiguo estadio almeriense fue el lugar donde el Córdoba retiró la nieve deportiva de su camino. Ahora toca acabar con el blanco, que en realidad es negro, en un nuevo escenario. Es el Juegos del Mediterráneo, donde el cuadro califal volvió a ganar por fin en la campaña 2015-16. Los dos equipos estaban recién descendidos de Primera, el visitante de manera traumática. Con José Luis Oltra a los mandos, los blanquiverdes se hicieron con los tres puntos gracias a un gol de Florin (0-1). Tras ese encuentro, la victoria siempre fue para los locales. El Almería ganó tanto la temporada 2016-17, en que lo hizo por 3-1 a un rival tocado y con su entrenador -el valenciano- en el inicio de una cuerda floja de la que cayó jornadas después, como en la 2017-18. En el último caso fue por 1-0 y de manera un tanto injusta según lo visto en el verde.

Los dos últimos precedentes vinieron a reforzar la hegemonía rojiblanca en tierras del Poniente andaluz. Ésta comenzó en el curso 1993-94, con los dos equipos en el Grupo IV de Segunda B. Aquella vez el todavía Almería Club de Fútbol se hizo con el triunfo merced a un autoritario 4-1. Esa nomenclatura se registró en otros tres derbis, todos en la categoría de bronce y durante la década de los noventa. Estos terminaron con otros tantos empates. El Cartagenazo del Córdoba provocó la separación de ambas escuadras, que también se habría producido por la crítica situación de los almerienses, que ya después serían Unión Deportiva. Como tal recibió su rival al cuadro califal en adelante, siempre en Segunda A. La excepción la puso la temporada 2014-15, en la que por vez primera unos y otros se vieron las caras en la elite.

Con equilibrio en el marcador acabó también el primer duelo, y único hasta ahora, del Almería y el Córdoba en Primera. Dicho partido llegó después de que el cuadro califal encadenara tres derrotas en el Juegos del Mediterráneo. El más doloroso de los tres tropiezos tuvo lugar en la campaña 2004-05, que concluyó con el descenso a Segunda B. Corría la séptima jornada del campeonato liguero y el conjunto blanquiverde sólo sumaba un punto. Ganar o morir, tan pronto. Y al final murió en la orilla, ya en el largo plazo. Esteban, que dos temporadas después participó del ascenso cordobesista en El Alcoraz, y Nanni hicieron un 2-0 que además supuso el despido del técnico visitante, Esteban Vigo. Con los rojiblancos jugaba también Francisco Rodríguez, que en ese momento no imaginaría vivir una etapa tan breve y convulsa como entrenador del que entonces era su rival.

Etiquetas
stats