A ganárselo todo

Un grupo de cordobesistas en El Arcángel | MADERO CUBERO

El Córdoba va a tener que acostumbrarse a aparecer el último en las apuestas y a ser catalogado como un adversario accesible. Mientras no demuestre lo contrario, claro. Y a eso va a Albacete, donde los de Sandoval buscarán su primera victoria en la Liga tras dos comparecencias caseras en las que capturaron un punto. Metieron muchos goles (5) pero recibieron más (7). Han perdido referentes, pero siguen siendo un rival inquietante. Nadie sabe por dónde puede salir. En esa capacidad de sorpresa -hasta para sí mismo- reside buena parte de su encanto. Sus seguidores -se desplazarán bastantes al Carlos Belmonte- ya tienen el pellejo endurecido y saben lo que es sufrir. Las circunstancias han convertido el curso actual en una prueba definitiva de supervivencia. Si el campeonato pasado lograron la mayor remontada de su historia para agarrar la permanencia, ahora quieren protagonizar otro de esos episodios que el entrenador de Humanes bautizó como “lecciones de vida”. Se han perdido jugadores referenciales y la pretemporada ha sido una absoluta calamidad, pero el destino ofrece al Córdoba un escenario ideal para representar un papel que borda: el de resucitado cuando todos le dan por muerto. Ésa es su marca y a ella se debe.

Sandoval tiene un plan en Albacete. El madrileño no estará en el banquillo porque le cayeron dos partidos de sanción por su expulsión ante el Oviedo. Las alegaciones del club ante el Comité de Apelación fueron rechazadas, como el penalti de Aguado o los intentos de inscribir a jugadores en LaLiga. Al Córdoba le han dado muchas veces con la puerta en las narices en las últimas semanas. Hay rabia por revertir la situación y una sensación general, transmitida públicamente por Sandoval en la sala de prensa: “Tenemos que centrarnos en lo importante”. Y lo importante es ganar; y cuanto antes, mejor. El Albacete no se le da mal al Córdoba, que venció en la campaña pasada en los dos campos: 1-0 en El Arcángel y 0-3 en el terreno manchego, también curiosamente en la tercera jornada. Ahora, un vistazo a las plantillas y a las dinámicas de juego indica que hay desigualdades y no es el cuadro cordobesista el que sale mejor parado. Las estadísticas no sirven ni tampoco es preciso torturarse con pronósticos. Sandoval y sus jugadores viven en un continuo aquí y ahora, sin más meta que seguir en pie jornada a jornada.

El gran cambio estará en la portería. Carlos Abad jugó su último partido oficial con el Tenerife ante el Albacete en la temporada pasada. Debutará con el escudo del Córdoba, tras haber sido cedido por el club chicharrero, ante el mismo rival. En el banquillo estará el joven Alberto González para completar una dupla inédita de recién llegados. En los últimos siete días, el Córdoba se quedó sin sus tres porteros: Kieszek fichó por el Málaga, Stefanovic fue rescindido y Marcos Lavín se lesionó. Así vive el Córdoba. Por lo demás, no se prevén demasiadas modificaciones con respecto al equipo que combatió ante el Oviedo. La entrada de Vallejo en el mediocentro en lugar de Bambock es una opción con visos de realidad. Por lo demás, Sandoval se ha mostrado más preocupado por un cambio de actitud que de nombres. Las desaplicaciones defensivas fueron letales en la última jornada y Sandoval ha apretado tornillos para que el lema de “portería a cero” vuelva a ser un mantra en el vestuario.

De los nuevos se quedan tres fuera: los últimos en llegar. El burkinés Blati Touré entrenó, pero no llegó el tranfer internacional. A Miguel De las Cuevas lo tendrá como espectador en el Carlos Belmonte y como nuevo miembro del plantel a partir del lunes, al igual que a Erik Expósito, que se sumará al trabajo la semana que viene.

El Albacete de Ramis está con el cuchillo afilado. Empató sus dos primeros partidos -ante dos recién descendidos como Deportivo y Las Palmas- y ha reformado su plantilla con fichajes rutilantes, como el del delantero Ortuño, el medio Febas o los últimos en llegar -que no están convocados-, como el brasileño Paulo Vitor o el argentino Gentilletti. Un grupo bien costeado y con aspiraciones. Un examen exigente para un Córdoba desconcertante.

ALINEACIONES PROBABLES

ALBACETE: Tomeu Nadal, Tejero, Arroyo, Caro, Fran García, Eugeni, Erice, Susaeta, Febas, Ortuño y Zozulia.

CÓRDOBA: Carlos Abad, Fernández, Valentín, Aythami, Quintanilla, Javi Galán, Álex Vallejo, Javi Lara, Aguado, Alfaro y Jovanovic.

ÁRBITRO: Moreno Aragón (Comité Madrileño).

CAMPO Y HORA: Carlos Belmonte, 20:00.

Etiquetas
stats