Crónica

El Bujalance suma en un duelo vibrante

Antonio Catiti, en un partido en el Pepe Montalbán.

0

Quizá pueda sentirse como un botín escaso. Primero por ser un encuentro en el que ejerciera de local. Después, por lo sucedido durante todo el duelo en la pista. Aunque para nada es tan pobre resultado como probablemente se intuya desde fuera. Ocurre todo lo contrario en realidad, se trata de un valioso punto. Tanto por la entidad del rival como por la forma de conseguirlo. El caso es que el Bujalance se repone del durísimo castigo que sufriera la anterior semana ante el filial del Betis y empata ante un siempre complicado Nazareno Dos Hermanas. Como muestra de la dificultad que entraña la escuadra sevillana el botón que es el hecho de que ocupa la segunda plaza del Grupo V-A de Segunda B. Sea como fuere, el equipo de Fermín Hidalgo sigue metido en la pugna por uno de los primeros cuatro puestos tras igualar (4-4) en un partido vibrante.

La contienda en el José Pérez Pozuelo, o Pepe Montalbán como se le conoce más popularmente, arrancó en apariencia con dos adversarios que pretendían hacerse con el dominio. Fueron unos minutos de alternancia en los que, sin embargo, se mostró mejor situado en la pista el Bujalance. A pesar de todo, fue el conjunto visitante el que logró la primera ocasión del encuentro. La tuvo Josselbaink, que no acertó a rematar un balón solitario ante la meta de Zafra. Los de Fermín Hidalgo fueron a más a partir de ahí y gozaron de sendas oportunidades en las botas de Pedro Catiti y Penalba. En esos instantes ya hacía de las suyas bajo palos Juanki. En cualquier caso, consiguió el Nazareno Dos Hermanas adelantarse con un tanto de Migo. Casi el doble de tiempo después apareció Cristian García para establecer el 0-2. Sucedió después de más de una intervención de mérito de Zafra. Con todo, los rojillos no se vinieron abajo. Tanto es así que terminaron la primera parte muchísimo más fuertes y Antonio Catiti pudo recortar diferencias cuando Juanki lo permitió.

Al descanso se llegó precisamente con ese 1-2 en el tanteador y con la sensación en las gradas del Pepe Montalbán, de nuevo con público, que como mínimo el empate habría sido lo más justo antes de los siguientes 20 minutos. Pero el partido tenía que ponerse aún más difícil pues antes de alcanzar el minuto 21 Jesulito, libre de marca en el segundo palo, anotó el tercero de los visitantes. El mazazo no provocó tambaleo en el Bujalance. Nada más lejos de la realidad. Así, Antoñito volvió a reducir la ventaja de la escuadra sevillana. Los guardametas, mientras tanto, seguían a lo suyo, con unas actuaciones estelares. También la tuvo José María, que hubo de suplir a un lesionado Juanki. Lo cierto es que Antoñito igualó el choque y esto llevó a un tiempo muerto por parte de José Vidal, entrenador del Nazareno que además es hermano de Fede Vidal. No le surtió demasiado efecto, puesto que Cristóbal completó la remontada. Pero la felicidad duró poco para los cordobeses, que vieron marcar otra vez a Cristian García en lo que fue el definitivo 4-4.

Etiquetas
Publicado el
21 de febrero de 2021 - 05:10 h
stats