Empleados, filial y féminas, los primeros en cobrar

Empleados del Córdoba durante la venta de abonos este pasado verano | MADERO CUBERO

Este mediodía de viernes 10 de mayo, fecha en la que se cumplen tres meses de impagos en el Córdoba CF, la entidad blanquiverde ha iniciado las transferencias de las nóminas del mes de febrero -también deben marzo y abril- para los empleados del club. Esta operación, según fuentes de la entidad, incluye también el abono del mes de marzo para los trabajadores con los sueldos más bajos. Los emolumentos de febrero se ingresarán también en las cuentas de los jugadores del equipo filial, que milita en el Grupo X de Tercera División, y de las jugadoras que han conseguido con el femenino el ascenso a Primera División B. De momento, el pago a los jugadores de la primera plantilla sigue sin ejecutarse. Solamente ha percibido sus honorarios -de los más bajos, por otra parte- el sevillano Andrés Martín, a día de hoy la pieza más cotizada en el mercado y colocado en el escaparate por su buen rendimiento en el curso de debut en la categoría profesional.

El inicio del pago de las nóminas adeudadas lo ha confirmado el club poco tiempo después de que saliera a la luz pública un comunicado de la Asociación de Futbolistas Españoles en el que, con la firma de los equipos de Segunda, Tercera y Femenino, se exponía la grave situación que atraviesa el Córdoba y se lanzaba por parte del colectivo blanquiverde un mensaje de solidaridad especialmente con el personal no deportivo del club. Los ingresos empezaron a llegar a la hora de la sobremesa a las cuentas bancarias de los primeros trabajadores.

“Los integrantes de las tres plantillas llevamos tres meses sin cobrar -febrero, marzo y abril-, una situación que consideramos delicada y preocupante”, indican en el comunicado, en el que subrayan que “nos solidarizamos, y nos preocupa especialmente, la actual realidad de los trabajadores del club, que están viviendo una situación similar y para nosotros/as es prioritario que se solucionen sus problemas”.

También se ha referido hoy a los problemas atañen a los impagos de los salarios de los trabajadores del club el entrenador de Córdoba, Rafa Navarro, que en su habitual comparecencia ante los medios previa a la jornada de Liga ha indicado que “está claro que son momentos difíciles para las familias que llevan mucho tiempo sin cobrar, que tienen sus hipotecas, que tienen que hacer frente a sus pagos y no es fácil trabajar así”. No cabe duda que el estado de ánimo es negativo en todo plantel debido a la situación, por lo cual Navarro asegura sentirse “triste como todo cordobesista”.

Etiquetas
stats