Mi casa, mis puntos

.

La decimocuarta jornada del Grupo A en la N1 Liga Nacional volvió a dejar un nuevo derbi entre cordobeses en la modalidad masculina. El Maristas Córdoba, el más necesitado de todos los representantes de la provincia, dio una lección de orgullo en el Colegio Cervantes, donde se deshizo del Ciudad de Córdoba por 99-77. Un triunfo de mucho mérito para los colegiales, que hicieron muy rentable su condición de locales. En mi casa, mi normas. Y por ende, mis puntos. Todo ello en una semana de competición que dejó sensaciones muy dispares entre todos los equipos en liza. Sobre todo, los que jugaban fuera.

De este modo, el conjunto dirigido por Luis Alberto Requena no tuvo piedad de sus vecinos, y eso que la contienda comenzó con cierta igualdad (18-19 en el primer cuarto). Sin embargo, fue a partir del segundo periodo cuando el Maristas tomó la iniciativa, con un rendimiento ofensivo inalcanzable para los de Antonio Navas que, pese a rendir igualmente de manera notable en su ataque, no consiguió alcanzar las cotas de su adversario. Así, los dos siguientes parciales se resolvieron con un resultado acumulado de 58-40, lo que dejaba el choque prácticamente sentenciado de cara a los últimos diez minutos.

El tridente formado por David Caballero (17 puntos y 7 rebotes), Jaime Aguilera (17-1-2) y Daniel Villatoro (17-2) encabezó una victoria que da alas al equipo. Por su parte, Ricky Caballero (21 puntos y 7 rebotes) y Luis Rodríguez (14 puntos) fueron los mejores del Ciudad de Córdoba, aunque su oposición no sirvió para frenar la sangría del Maristas.

Un éxito que repitió el Multiópticas Peñarroya, que sigue creciendo en la zona alta de la clasificación. En esta ocasión logró doblegar a un adversario directo como el Ciudad de Palos por un ajustado 71-69. Un doble-doble de Adolfo Vega (22 puntos y 12 rebotes) fue vital para las opciones de los de Juan Moyano, que tuvieron que pelear hasta el último instante. De hecho, la primera mitad del choque fue una auténtica montaña rusa, ya que los visitantes se hicieron con el primer cuarto gracias a un parcial de 11-27, aunque no tardaría en responder el cuadro minero con un rotundo 15-1 en el segundo. Todo ello dejaba el encuentro muy abierto para la segunda parte, el cual acabaría resolviéndose del lado local.

Finalmente, el Maristas femenino completó el botín de triunfos cordobeses. En su caso superó al CB Lepe Alius El Jamón por 75-51, lo que deja a las de Miguel Ángel Luque un poco más cerca de la fase de ascenso. Carmen Castro fue la mejor de las rojillas con 21 puntos y 11 rechaces. Por su parte, el que no pudo sacar nada positivo fue el Adeba, que cedió en la cancha del Brutal Zapas Ciudad de Huelva por un contundente 75-32, en un partido en el que ninguna jugadora del conjunto de Las Margaritas fue capaz de alcanzar los dobles dígitos.

Etiquetas
stats