Apisonadora Deportivo Córdoba

Jugadoras del Deportivo Córdoba celebran un gol ante el Hércules Ceuta | JUAN HUERTAS

Puede cambiar el año, como ocurriera hace diez días, pero no la filosofía. Tampoco la calidad se pierde en menos de dos semanas. Y el objetivo continúa invariable. Por si fuera poco, si aparece un rival en forma de víctima propicia no existe otra opción que no sea una goleada memorable. Que se lo digan si no al Deportivo Córdoba, que más allá de mantener su ritmo de marcha imperial obtiene este domingo un triunfo rotundo. No uno cualquiera, además, sino el más abultado en lo que va de campeonato. Claro tiene el conjunto dirigido por Juanma Cubero que quiere luchar por el ascenso y, aún más, lograrlo. Con tantos alicientes, es casi normal que castigara de tan dura forma al penúltimo clasificado del Grupo III-B de Segunda, un Hércules Ceuta que se marcha de Vista Alegre con más de una decena de tantos. Porque el equipo cordobés cierra con un 11-1 su estreno de 2021, marcador que le permite seguir líder y que es otro aviso a navegantes en la competición.

La diferencia en la clasificación, y por ende de supuesto potencial y mucho más de los objetivos de uno y otro equipo, se percibió desde el principio en el partido. Claro está que siempre resulta necesario evitar el más mínimo exceso de confianza, de ello sabe el Deportivo Córdoba, pero también es cierto que los rangos conceden determinados apriorismos. Así, el primer encuentro del cuadro cajista en 2021 estaba predestinado, según estos criterios, a un triunfo más o menos holgado. Para conseguirlo trabajaron las jugadoras dirigidas por Juanma Cubero, en efecto, desde el primer instante. Esto hizo que los compases iniciales del choque con el Hércules Ceuta fueran de absoluto asedio por parte de las locales en el Palacio Municipal de Deportes Vista Alegre. Y tal situación conllevó, por su parte, que antes de los ocho minutos ya hubiera una renta de interés en el electrónico.

Notoria fue la superioridad del Deportivo Córdoba en todo momento pero lo importante en fútbol sala son los goles. Por suerte, el primero no tardó en llegar y vino a significar la apertura del encuentro -en lo que a juego se refiere-. Después de robar el balón en media pista, Lau Fernández prosiguió hasta ver puerta. Con el 1-0 en el tanteador, el Hércules Ceuta se vio obligado a destensar un tanto su planteamiento en defensa pero no lo suficiente aún. Con todo, el cuadro cajista conocía perfectamente la tarea que en esta ocasión había de realizar y mantuvo su ritmo de acoso y derribo. Fue así cómo el conjunto cordobés se distanció un poco más en el marcador. Una gran combinación de Celi Calderón con Tere Muñoz acabó con la segunda diana local. Anotó esta última. A partir de este tanto pareció que las de Juanma Cubero levantaban ligeramente el pie del acelerador y que el rival era capaz de generar peligro. Pero nada más lejos de la realidad, por mucho que el marcador no se moviera más antes del descanso.

Tras una primera parte de nuevo magnífica, el cuadro cajista no rebajó su aspiración de lograr un triunfo lo más abultado posible -por aquello del gol average propio- en la reanudación. Ha de tenerse en cuenta que no pudo sumar su tercer tanto aunque lo alcanzó, en acción en propia puerta, a menos de un minuto para la bocina. Sea como fuere, las jugadoras de Juanma Cubero salieron de igual modo que abandonaron la pista. Esto es con permanente presencia en ataque. Y así marcó el 3-0, obra de Celi Calderón al poco de comenzar la segunda mitad del duelo. Dicha diana llegó tras desviar un disparo cruzado de Neiva Cano. Tampoco esta ampliación de ventaja hizo que el Deportivo Córdoba minimizara esfuerzos por encontrar la meta contraria. Las cordobesas persistieron en su intención de batir a la guardameta visitante todas las veces que fueran posibles. Siempre desde el respeto pero también con la certeza de que la diferencia de dianas a favor y en contra puede ser de gran valor al final de la temporada regular. Más si cabe en esta campaña con un formato tan complejo.

Pero lo que se produjo unos minutos después fue el primer gol del Hércules Ceuta. El cuadro norteafricano pudo recortar distancias y estrechar un electrónico que entonces debía reflejar un triunfo casi insultante a favor del Deportivo Córdoba. A las de Juanma Cubero les faltó ser más resolutivas y además no tener por delante a una portera que por momentos intervino de forma magistral. En el primer sentido, por cierto, quizá hubo abuso de toque en torno al área visitante en vez de una búsqueda más simple del tiro. Las cajistas no se vieron afectadas por el golpe del adversario y prosiguieron con su plan, de forma que pudieron recuperar la renta de tres gracias a Rocío Gracia. Ella fue la encargada de aprovechar un balón rechazado tras disparo de Marta García. Más creció la renta local tras una nueva diana de Celi Calderón tras pase en horizontal de Lau Fernández. Esta última intervino poco después en el 6-1, que transformó Neiva Cano. Definitivamente, las cordobesas abrieron su particular tarro de las esencias.

Todavía tenían que llegar cinco goles más, casi nada, del Deportivo Córdoba, que una vez encontró el camino no quiso salirse de él. El séptimo tanto tuvo lugar, esta vez sí, en propia puerta. Después marcó Celi Calderón a pase de Tere Muñoz. Y casi acto seguido la anotadora repitió de nuevo para sumar su cuarta diana del encuentro y elevar a ocho la renta de las suyas en el marcador del Palacio Municipal de Deportes Vista Alegre, que comenzaba a no dar abasto. Completamente desatado el equipo de Juanma Cubero volvió a perforar las redes de la portería contraria por dos veces más para alcanzar su triunfo más contundente de la campaña. Era difícil esto después de los resultados obtenidos durante la primera vuelta. Ana Haro, tras remachar un chut al interior del área de Rocío Gracia, y esta última, a servicio de Inma Sojo, establecieron el definitivo 11-1 para el cuadro cajista.

FICHA TÉCNICA

DEPORTIVO CÓRDOBA, 11: Ceci Moreno, Lau Fernández, Marixu Romero, Celi Calderón y Tere Muñoz -cinco titular-, Ana Haro, Neiva Cano, Inma Sojo, Marta García, Rocío Gracia y Ana Rodríguez.

HÉRCULES CEUTA, 1: Malak Rodríguez, Lucía Fernández, Nisri Laarbi, Marina Labrador y Yasmina Mohamed -cinco titular-, Adriana Piñero, Marua Heredia y Carmen Serrano.

ÁRBITROS: Cecilia Gallardo y Bustos Caparrós (Comité Andaluz). Mostraron cartulina amarilla a la visitante Marua Heredia.

GOLES: 1-0 (4’) Lau Fernández. 2-0 (4’) Tere Muñoz. 3-0 (22’) Celi Calderón. 3-1 (27’) Marina Labrador. 4-1 (31’) Rocío Gracia. 5-1 (33’) Celi Calderón. 6-1 (34’) Neiva Cano. 7-1 (35’) Nisri Laarbi, en propia puerta. 8-1 (36’) Celi Calderón. 9-1 (37’) Celi Calderón. 10-1 (37’) Ana Haro. 11-1 (38’) Rocío Gracia.

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la décima jornada del Grupo III-B de Segunda, disputado en el Palacio Municipal de Deportes Vista Alegre. Antes del inicio del encuentro tiene lugar un homenaje a José Peralbo Expósito, antiguo delegado del Deportivo Córdoba, con la entrega de una placa a su familia.

Etiquetas
stats