La última Selectividad de la historia no despeja incógnitas

Alumnos en la última prueba de selectividad de la historia | MADERO CUBERO
1.002 alumnos cordobeses están convocados en septiembre para completar la prueba de acceso a la Universidad cuyo formato cambia el año que viene para adaptarse a la LOMCE

Más de un millar de alumnos cordobeses realizan esta semana las primeras pruebas de una Selectividad muy especial. Tienen el honor de ser los últimos en acudir a realizar una prueba de acceso a la selectividad cuya historia termina con ellos. Ya no habrá más exámenes de Selectividad en el futuro porque así lo dictamina la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (la famosa LOMCE) que elimina la Selectividad en favor de una reválida.

El problema es que el nuevo modelo está pensado principalmente para conseguir el título de Bachillerato pero no para organizar en sí el acceso a la Universidad. Por ello, la Universidad de Córdoba (UCO) y el resto de campus andaluces y españoles trabajan para encontrar una soluciión de la mano del Gobierno y las comunidades autónomas para que no se dé una miriada de pruebas de acceso en función de las necesidades de cada campus. Y en esa línea llevan los distintos campus trabajando más de dos años.

"Esta claro que obligar a los estudiantes a pasar primero por una reválida y luego una prueba de acceso a la Universidad no tiene mucho sentido", explica el vicerrector de Estudiantes de la UCO, Alfonso Zamorano, que recuerda que en virtud de la ley, los campus podrían acogerse a esta solución. "Pero preferimos trabajar en conseguir una prueba que aglutine a ambas", prosigue.

Este verano, el Ministerio de Educación acordó con la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas una prueba que sustituya a la Selectividad, pero poco se conoce de ella. Para 2017, los alumnos que terminen Segundo de bachillerato tendrán que superar una reválida que, excepcionalmente, les servirá a su vez para acceder a la Universidad. ¿Pero qué pasará el año siguiente?

"Este mismo miércoles hay una reunión de la Comisión Técnica entre la Junta de Andalucía y las universidades de la comunidad para diseñar la futura prueba que queremos que sea lo más parecida a la actual Selectividad y que sirva tanto de reválida como prueba de admisión", explica Zamorano. "No será exactamente igual porque hay algunos cambios a los que estamos obligados para adaptarnos a los programas de la LOMCE, pero queremos transmitir un mensaje de tranquilidad porque estamos volcados en resolver este asunto de una manera segura", termina el vicerrector.

Etiquetas
stats