El abogado acusado en el crimen de La Chica Carlota no logra retrasar el juicio y pierde un recurso en Madrid

Ciudad de la Justicia.

El abogado acusado a prisión permanente en el juicio por el asesinato de La Chica Carlota no ha logrado retrasar el inicio de la audiencia pública y además acaba de perder en Madrid el recurso contra la sanción que le impuso el Colegio de Abogados.

Joaquín Robles, acusado junto a Pedro Gómez, el falso cura del Valle de los Caídos, por la muerte de Juan Carlos Rodríguez Borrego, renunció a su defensa a escasos días de la fecha señalada para el inicio del juicio, en una maniobra que, según fuentes judiciales, podría haber condicionado el arranque. En caso de que el juicio no empiece antes del día 24 de este mes de junio, el otro procesado, Pedro Gómez, podría salir en libertad provisional, pese a estar acusado a la prisión permanente revisable. El 24 se cumplirán cuatro años desde que Gómez fue detenido y encarcelado provisionalmente, el plazo máximo que marca la ley para estar en la cárcel a la espera de juicio.

Finalmente, la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Córdoba mantiene para el próximo lunes 13 de junio el inicio del juicio. Antes, este mismo lunes, se ha constituido el jurado popular que juzgará tanto a Robles como a Gómez por la muerte de Rodríguez Borrego. Este cordobés estaba desaparecido desde septiembre de 2017. Su cadáver no fue hallado por la Guardia Civil, enterrado en el jardín de su propia casa, hasta el año siguiente. Gómez fue detenido circulando con el vehículo de la víctima en Madrid y tras una laboriosa investigación se determinó que no solo, supuestamente, lo asesinó y enterró en su jardín, sino que le robó la identidad y le vació las cuentas. Robles fue contratado previamente por la víctima como abogado. Los investigadores sospecharon que Robles, presuntamente, fue el que envió a Gómez a La Chica Carlota con la intención de que acabase con la víctima, le robase la identidad y todos sus ahorros.

Robles fue sancionado por el Colegio de Abogados de Madrid en mayo del año 2019. La sanción llegó tras la insistencia de uno de los abogados de la familia de la víctima, que observó cómo Robles estaba personado ante el Juzgado de Instrucción número 50 de Madrid, que instruyó la detención del principal sospechoso del crimen. El Colegio de Abogados consideraba que Robles era parte interesada en el asunto judicial y que por tanto no podía defender al principal sospechoso del crimen, Pedro Gómez, un hombre detenido que se hacía pasar por la víctima, que conducía su coche y que había sido visto en La Chica Carlota haciéndose pasar por sacerdote. Los abogados de la víctima insistían en que el letrado defensor había sido previamente contratado por el joven asesinado, Juan Carlos Rodríguez Borrego, que padecía una enfermedad mental grave, y que fue él, precisamente, el que le puso en contacto con el hombre que presuntamente le mató.

El propio Robles recurrió este expediente. Sucesivamente, el Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 7 de Madrid, primero, y el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, ahora, le han quitado la razón. Robles ha sido condenado a pagar las costas del proceso y los tribunales han mantenido y ratificado la decisión del Colegio de Abogados de Madrid de sancionarle y abrirle expediente.

El juicio

El lunes, por tanto, arrancará definitivamente el juicio con el jurado popular ya constituido. A partir de las 10:00 de la mañana, están llamados a declarar los dos acusados, el propio Joaquín Robles junto a Pedro Gómez. Para ese mismo día se ha citado también a un total de 23 testigos, por lo que probablemente la sesión se irá a la tarde y quizás al día siguiente. El martes declararán los agentes de la Guardia Civil que llevaron la investigación y el miércoles están llamados los peritos, que continuarán el jueves y el viernes. El lunes será el turno de los médicos forenses.

Etiquetas
stats