Santiago Gómez Sierra, nuevo obispo de Huelva tras aceptar el Papa la renuncia de Vilaplana

Santiago Gómez Sierra, en el centro durante su etapa de presidente de Cajasur | MADERO CUBERO

La Santa Sede ha hecho público a las 12,00 horas de este lunes que el papa Francisco ha aceptado la renuncia presentada por el obispo de Huelva, monseñor José Vilaplana Blasco, y ha nombrado nuevo obispo de esta sede a monseñor Santiago Gómez Sierra, en la actualidad obispo auxiliar de Sevilla.

En rueda de prensa, el obispo de Huelva, José Vilaplana, ha remarcado que ha estado 14 años al frente del Obispado de Huelva y ha asegurado que deja el cargo “con mucha paz, tranquilidad y con mucho agradecimiento”.

Asimismo, ha manifestado su alegría por el nombramiento de Santiago Gómez como su sucesor ya que “lo conoce muy bien” y ha destacado su valía y su formación en enseñanza dado que “la pedagogía en estos momentos es muy importante”.

El arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo, no tiene previsto solicitar a la Santa Sede un obispo coadjutor para la Archidiócesis hispalense tras el nombramiento de su auxiliar, Santiago Gómez Sierra, como obispo de la Diócesis de Huelva, un anuncio que se ha hecho público este lunes en una rueda de prensa celebrada en el Palacio Arzobispal, que ha contado, además, con la presencia del canciller secretario, Isacio Siguero, quien ha leído la comunicación oficial por parte del nuncio apostólico.

Monseñor Asenjo ha señalado que no tendría sentido realizar esa petición para cuatro meses, puesto que presentará su renuncia al Papa el próximo mes de septiembre, al cumplir 75 años de edad. También ha destacado que “no hay fundamento alguno” para afirmar que vendrá durante este tiempo un obispo auxiliar y que lo haría “como su futuro sucesor”.

Asenjo ha agradecido el “buen servicio” de Gómez Sierra durante estos casi diez años y ha manifestado que “tiene motivo para estar satisfecho ya que se marcha a una Diócesis hermana e hija de la de Sevilla: muy manejable, más pequeña que la nuestra, con algo más de medio millón de habitantes y 160 parroquias”, ha añadido.

Por su parte, el obispo electo de Huelva, que será el sexto en esa Diócesis, ha mostrado su satisfacción por el destino y ha agradecido el trato que le han dispensado en Sevilla. “No ha sido una etapa transitoria y no he ido a ningún sitio donde no haya tenido cariño y acogida”. Gómez Sierra ha manifestado que, en este tiempo, ha pretendido “servir al arzobispo, y con ello a la Archidiócesis, con la mayor competencia posible”. El nuevo obispo onubense ha expresado su voluntad de incorporarse cuanto antes porque septiembre es un mes “pastoralmente muy intenso y este año, además, están las comuniones, que no pudieron celebrarse en mayo”.

Nombrado Obispo titular de Vergi y auxiliar de Sevilla el 18 de diciembre de 2010, Gómez Sierra recibió la ordenación episcopal el día 26 de febrero de 2011. Miembro de la Comisiones Episcopales de Pastoral Social y de Seminarios y Universidades de la Conferencia Episcopal Española y obispo responsable de la Comisión general en España de Justicia y Paz, es asimismo delegado permanente por parte de los Obispos del Sur de España para la Enseñanza.

En la Diócesis de Córdoba desempeñó en dos ocasiones el cargo de Vicario General, además de formar parte del Cabildo Catedral, del que fue deán hasta su traslado a Sevilla, y del Consejo Presbiteral y el Colegio de Consultores, según recoge la web de la Archidiócesis hispalense.

Etiquetas
stats