Los 'riders' de Deliveroo en Córdoba, pendientes del juicio por sus condiciones de trabajo

Un repartidor de Deliveroo.

El Juzgado de lo Social número 29 de Madrid celebra desde este viernes el juicio que enfrenta a la Tesorería General de la Seguridad Social contra la empresa Deliveroo a raíz de una denuncia interpuesta por Inspección de Trabajo y en el que han sido citados más de 500 repartidores de la región.

El inicio del juicio, que podría condenar a la compañía a modificar sus condiciones de contratación, se produce apenas unas semanas después de que la plataforma británica de reparto de comida a domicilio, que funciona a imagen y semejanza de Glovo, comenzara a operar en Córdoba.

La vista estaba prevista en diciembre pero fue aplazada por una cuestión formal y ahora se retoma para esclarecer en los tribunales si estos trabajadores deben ser asalariados y no trabajadores autónomos de la multinacional británica, como expone la Inspección de Trabajo y que determina que estos repartidores están bajo una “falsa apariencia” de autónomos por cuenta propia para “encubrir” una relación laboral ordinaria.

En el caso de Barcelona, Inspección de Trabajo impuso a la empresa la obligación de dar de alta a los repartidores en el Régimen General de la Seguridad Social y abonar 1,3 millones de euros en concepto de cuotas a la Seguridad Social no abonadas.

En el caso de Córdoba, se desconocen cuántos riders han comenzado a trabajar para la compañía, que anunció que su intención era “sumar entre 100 y 150” nuevos repartidores en su nueva ronda de entrada en distintos puntos de España, entre los que estaba la capital.

Desde el sindicato UGT, que representa a parte de los riders, entienden que este juicio es “fundamental” para determinar que estas compañías, como Glovo y Deliveroo, utilizan “falsos autónomos” y el “falso mito de la flexibilidad” que genera “economía encubierta”, para establecer su regulación por un convenio colectivo en base al Estatuto de los Trabajadores.

En esta línea, han señalado que en la web de contacto 'www.turespuestasindical.es' más de 1.600 repartidores han explicado las condiciones que padecen. Según UGT, Deliveroo hace entrevista de trabajo y formación para el reparto, aparte de que es la empresa la que cobra, establece los horarios y controla la actividad de sus repartidores mediante el GPS del móvil.

Por su parte, Deliveroo cree que la legislación debe cambiar para evolucionar con un modelo de más flexibilidad como el de autónomos económicamente dependientes (TRADE) como “un buen punto de partida” para que las plataformas ofrezcan más beneficios y seguridad a los riders sin arriesgar su estatus de autónomos.

“Es esencial actualizar este rol, para que más usuarios puedan beneficiarse de él, reduciendo el umbral de dependencia económica de un solo pagador, que actualmente representa el 75 por ciento de los ingresos de una persona que trabaja por cuenta propia”, insisten estas fuentes en declaraciones a Europa Press.

Etiquetas
stats