Una residencia de ancianos en el antiguo colegio de la Trinidad

El obispo, en la inauguración del nuevo colegio de la Trinidad, en septiembre de 2014 | MADERO CUBERO

La Parroquia de San Juan y Todos los Santos, propietaria del edificio de la calle Tejón y Marín en el que se ubicó hasta hace tres cursos el colegio de la Trinidad, ha presentado una propuesta en la Gerencia Municipal de Urbanismo para construir en estas instalaciones, hoy vacías, una residencia para la tercera edad.

El consejo rector de la Gerencia discutirá este miércoles el proyecto, que de momento está muy en pañales. Los tres solares que ocupaban el antiguo colegio de la Trinidad siguen teniendo uso educativo, según las normas del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU). Por eso, es necesario innovar el plan y que éste considere a los tres solares ya no como uso educativo sino servicio de otros equipamientos. Es ahí donde se permite el uso como residencia de ancianos.

El edificio fue explotado hasta hace cuatro cursos por la Fundación Diocesana de Enseñanza Santos Mártires. Ahora, depende directamente de la parroquia y será ésta la que decida finalmente quién lo gestiona.

De momento, la parroquia está inmersa en el complicado proceso administrativo de innovar el PGOU. Los plazos para estos trámites son amplios. De hecho, el Servicio de Planeamiento de la Gerencia de Urbanismo ya le ha indicado el camino. El primero pasa por consultar al Consejo Consultivo de Andalucía, y también requerir diversos informes a la Junta de Andalucía.

El camino no será fácil. La reserva de equipamientos en las ciudades es algo muy estricto. Así, por ejemplo, en el caso de los colegios se atiende siempre a la demanda de la zona habitada. El Servicio de Planeamiento de la Gerencia considera que en la zona hay colegios suficientes para atender la demanda. Y que si hay algo que hace falta en la zona es precisamente una residencia de ancianos.

En el antiguo colegio de la Trinidad llegaron a estar matriculados unos 3.000 alumnos. El centro se repartía entre tres edificios diferentes de la calle Tejón y Marín. Por eso y por las necesidades de espacio, la Fundación de los Santos Mártires decidió su traslado junto a Vistalegre.

Etiquetas
stats