La Junta critica el “maltrato” a los agricultores cordobeses por el Gobierno en la reducción de módulos de IRPF

Jornaleros vareando aceitunas.

El delegado de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta en Córdoba, Francisco Zurera, ha expresado este miércoles su malestar por el "maltrato que ha sufrido la provincia de Córdoba", y en concreto sus agricultores, "en la reducción de los módulos del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) para cultivos estratégicos por parte del Gobierno central".

A este respecto y en un comunicado, Zurera ha señalado que desde la Consejería de Agricultura se propuso al Ministerio de Agricultura "suavizar la carga impositiva de los agricultores cordobeses, que sufrieron una campaña desfavorable en lo meteorológico y que afectó de manera sensible a las producciones en los cultivos de secano", a lo que se sumó "la subida de costes de los insumos y la suplementación de alimentación al ganado".

Sin embargo, según ha lamentado el delegado, "el Ministerio de Economía y Hacienda no ha sido sensible a las demandas de los agricultores de la provincia, a pesar de que los perjuicios a la agricultura estaban justificados por informes técnicos".

Zurera ha afirmado que, "sin duda, la decisión que más afecta a la provincia ha sido la de no reducir el módulo de productos del olivo desde el 0,26 en que se encuentra, para una producción de aceite y de aceituna de mesa en secano que sufrieron el cuarto año consecutivo de sequía en Córdoba. Más aún cuando la Orden del Ministerio de Hacienda sí reduce el índice en otros territorios que sufrieron las mismas circunstancias, con el agravio comparativo que ello supone".

"Por otra parte -ha proseguido- un año más el Gobierno central no ha tenido en cuenta la petición de adecuar el Índice de Rendimiento Neto (IRN) del olivar de montaña, que debido a la orografía tiene una producción inferior y donde los costes de los insumos por kilo de aceite se incrementan". La Delegación de Agricultura de Córdoba lleva varios años proponiendo la reducción del IRN en la zona de Sierra Morena, en un valor del índice un 20-30 por ciento inferior al del resto de la provincia.

Otros sectores

Finalmente, Francisco Zurera ha puesto como ejemplo la pasada campaña de girasol en Córdoba, en la que las altas temperaturas del mes de junio tuvieron como consecuencia una rápida senescencia de las plantas, con lo que finalmente la producción se vio reducida en un 25%, con un rendimiento en secano de 750 kilos por hectárea, obteniéndose además rendimientos grasos muy bajos.

Además, "en el caso de los cítricos, la campaña se caracterizó por una producción un 10% inferior a la campaña previa, y un incremento de los costes en riego debido al déficit hídrico. Ninguno de estos dos sectores, ni oleaginosas, ni cítricos, ha obtenido en la provincia de Córdoba una reducción del módulo del IRPF en la Orden ministerial", ha concluido Zurera.

Etiquetas
Publicado el
5 de abril de 2018 - 06:23 h
stats