El franquismo enterró en las fosas de Córdoba a las víctimas de los bombardeos republicanos

Muro de la Memoria en el cementerio de La Salud | TONI BLANCO

Que en las fosas comunes de los cementerios de Córdoba no había solo fusilados por el franquismo era algo conocido. En el verano de 1936, los cementerios de todas las ciudades y pueblos tenían fosas comunes donde se depositaban los cadáveres de personas fallecidas sin identificar, pero también de los ejecutados por el Código Penal vigente en los años anteriores (hay famosos criminales cordobeses arrojados a la fosa de La Salud). Pero lo que es difícil de concebir es que las autoridades franquistas también sepultaron en las fosas comunes de los dos cementerios cordobeses a las víctimas civiles de los bombardeos republicanos que sacudieron la ciudad en los primeros meses de la Guerra Civil.

El informe sobre las características de las fosas comunes de los cementerios y la propuesta de exhumación realizado por una comisión y encargado por la Junta y el Ayuntamiento de Córdoba han hecho aflorar esta circunstancia. Entre los más de 4.000 fusilados y asesinados por el franquismo en Córdoba, y arrojados a las fosas comunes de La Salud y San Rafael, están los restos de, al menos, 153 víctimas de los bombardeos republicanos en la ciudad. Muchos de ellos, un total de 33, eran niños menores de 14 años.

Córdoba fue una ciudad en la que la represión franquista se esforzó especialmente. Pese a que la resistencia republicana apenas duró unas horas en el Gobierno Civil y la ciudad cayó en manos de los militares sublevados el mismo 18 de julio de 1936, Córdoba fue un lugar que sufrió especialmente los estragos de la Guerra Civil. Documentadas hay, al menos, 4.000 víctimas de la represión franquista. Algunos historiadores señalan que en la provincia fueron represaliados y asesinados más de 11.000 personas. En la capital, por tanto, perdió la vida al menos un 4% de la población que habitaba la ciudad entonces (que no era de más de 100.000 personas).

Pero en las primeras semanas de la Guerra Civil Córdoba fue un objetivo militar. Su rápida caída y su lugar estratégico hizo que el Gobierno dirigiera sus primeros esfuerzos en retomar la ciudad. Para ello puso varios batallones al mando del General Miaja en la que fue una de las primeras grandes batallas de la Guerra Civil. Desde los primeros días, Córdoba fue objetivo de los bombardeos republicanos. Entre julio y agosto, los aviones arrojaron sus bombas directamente sobre lugares civiles. Después se centraron en los industriales y militares, especialmente la zona de Electromecánica donde el franquismo había desplazado aviones.

Quien mejor ha estudiado los bombardeos republicanos sobre la ciudad de Córdoba es el historiador Patricio Hidalgo. En 2013 concedió una entrevista a ABC donde cuantificaba la cifra de víctimas 156. El informe de la comisión señala que son 153 las enterradas en las fosas comunes de los cementerios. Este documento ha tenido muy en cuenta las investigaciones de Hidalgo para realizar sus conclusiones. El propio Hidalgo ya señalaba que muchas de estas víctimas, la mayoría civiles, acabaron probablemente sepultadas en las fosas comunes. Con la paradoja incluso de que podían ser familiares de los fusilados, ya que comparten apellidos.

El informe de la comisión, muy metódico, plantea incluso cómo identificar en la apertura de las fosas a las víctimas de los bombardeos. Según detallan, tiene que haber niños (33 al menos). Su ubicación determinará la proximidad de víctimas de bombardeos, cuyas heridas son diferentes a las de los fusilamientos. El documento también ha detallado la fecha en la que se produjeron los enterramientos. Y dónde están las víctimas.

Así, en el cementerio de San Rafael se enterró a al menos 90 personas muertas tras los bombardeos. En La Salud fueron 63, según el resumen. La mayoría de las víctimas enterradas en San Rafael murieron entre agosto y septiembre de 1936, un total de 73. Este cementerio fue bombardeado en 1937, por lo que durante un tiempo los enterramientos cesaron. En cambio, en La Salud el mes con más enterramientos de víctimas de los bombardeos fue abril de 1937, cuando se enterró allí a un total de 18 personas.

Etiquetas
stats