Un decena de consistorios, con irregularidades en la gestión de los Feesl

Una decena de ayuntamientos de la provincia no justificaron sus fondos para obras
La fiscalización de los fondos, que alcanzaron los 85 millones en la provincia, detecta deficiencias en múltiples proyectos. En algunos casos como en Villaralto ni siquiera se han justificado las facturas

El informe de fiscalización del Tribunal de Cuentas sobre el empleo del dinero del Fondo Estatal para el Empleo y Sostenibilidad Local (FEESL) señala a una decena de ayuntamientos de la provincia de Córdoba por irregularidades en la gestión del dinero que recibieron en el año 2009 para la ejecución de proyectos, cuyo montante total ascendió a más de 85 millones de euros, incluidos los más de 35 millones que recibió la capital cordobesa, en donde también se han detectado deficiencias.

De esta manera, el caso más significativo es el del municipio de Villaralto que, pese a los requerimientos del Tribunal de Cuentas, no ha justificado ni atendido las peticiones del órgano fiscalizador para que justifique a qué dedicó los más de 123.000 euros que supuestamente empleó en cinco proyectos de inversión. De esta manera, no constan ni facturas ni memoria justificativa de las actuaciones desarrolladas con el dinero público y, cuatro años después, según consta en el informe, este consistorio no ha contestado a los requerimientos que se le han planteado.

En este caso, los proyectos que están pedientes de justificar son la adaptación del recinto ferial, las obras de climatización del centro de mayores, la mejora de las instalaciones del hogar del pensionista y la pavimentación parcial de dos calles. Pero Villaralto no es el único caso, en Rute se señala el proyecto para la instalación de un campo de césped artificial, dotado con 46.000 euros, que se dejó a la mitad por la falta de acuerdo entre el Consistorio y los propietarios de los terrenos.

La lista continúa con el centro de salud de Encinarejo, que incumplió en más de tres meses, 101 días, los plazos de ejecución inmediata que había proyectado ante el Ministerio sin aportar justificación del retraso, además de detectarse irregularidades, relativas a los criterios de adjudicación y la publicidad de los mismos. Por otro lado, en Iznájar, Montalbán y Valenzuela el Tribunal señala que no se incluyó el precio de la oferta como criterio de baremación en ninguno de los cinco proyectos que desarrollaron con los fondos recibidos.

Completan el informe del Tribunal de Cuentas los consistorios cordobeses de Baena, Belalcázar, Fuente Palmera, Pedro Abad y Rute con expedientes en los que se incumplió el compromiso de contratar a un número determinado de personas en situación de desempleo que posteriormente no se concretó en las cifras que en su día presentaron al Ministerio para lograr la adjudicación de los fondos con los que financiaron sus inversiones.

Etiquetas
stats