Cosidó espera que en 2015 se inicien las obras en Campo Madre de Dios

.
El SUP insiste en que la Comisaría necesita una remodelación integral o una sede distinta de nueva construcción

El director general de la Policía Nacional, Ignacio Cosidó, ha reconocido esta mañana en Córdoba que el vetusto inmueble de la comisaría de Campo Madre de Dios necesita una reforma “integral”. Pero la intervención que se planea y de la que todavía no se conocen los detalles no parece convencer al Sindicato Unificado de Policía (SUP) que desde hace años viene reclamando un inmueble de nueva planta o una intervención de las mismas características que la realizada en la comisaría de Fleming.

Cosidó señaló que en el caso de Campo Madre de Dios -comisaría que data de la década de los cincuenta del siglo pasado- “el inmueble no tiene ningún problema estructural pero indudablemente necesita una reforma integral”. El director general avanzó que este año se va a elaborar un proyecto de cómo será esa reforma integral “y sinceramente espero que muy a principios de 2015 podamos empezar ya con la reforma urgente que necesita esta comisaría”.

Los Presupuestos Generales del Estado contemplan 100.000 euros para proyectar la reforma del edificio. “Es una cifra ridícula”, ha señalado esta mañana el secretario general del SUP en Andalucía, Manuel Expósito. Este sindicato defiende que la reforma sea integral y calcula que no puede costar menos de dos millones de euros. El sindicato no descartaría que se pueda construir un nuevo edificio en el mismo solar donde se encuentra el actual. “Pero lo que se está planteando son parches que no solucionan nada”, critica Eduardo Mohedano, responsable del SUP en Córdoba.

El sindicato critica que el edificio no cumple las condiciones mínimas ni en sus diseño ni en sus condiciones. “Es un edificio de los años cincuenta diseñado para una policía de carácter militar. Ahora está mal resuelto para las necesidades actuales”, señala Mohedano. “Las grietas son visibles. Las actuales condiciones ponen en peligro tanto a los ciudadanos que vienen a pedir atención como a lo propios policía o a los vecinos que circulan por la calle”, critica Expósito. El SUP denuncia que se han dado desprendimientos incluso en la oficina de atención al público.

Seminario hispano-marroquí

Por otro lado, esta mañana se ha inaugurado en la sede de Casa Árabe el primer seminario policial entre los cuerpos español y marroquí. Al mismo han asistido el director general de la Policía Nacional, Ignacio Cosidó y su homólogo marroquí. El seminario tratará los aspectos más importantes de la política bilateral en materia de terrorismo, blanqueo de capitales, narcotráfico, trata de personas e inmigración ilegal.

Etiquetas
stats