Alivio desde el domingo tras un sábado asfixiante y 20 días de récord

Un turista mete el brazo en una fuente para refrescarse | ÁLEX GALLEGOS

Tiene fin. Aunque cueste creerlo. El sofocante calor con tardes por encima de 40 °C se acaba (al menos por dos días). Pero lo hará a lo grande.

Llega el verano astronómico: durará 93 días

Calor de verano ahora sí, ya que la estación astronómica ha llegado poco antes del amanecer, a las 6:24 h, según el Instituto Geográfico Nacional. Ayer martes fue el día más largo del año con 14 horas, 47 minutos y 31 segundos. Algo más de cinco horas de luz que el día más corto, allá por diciembre. Hasta principios de julio disfrutaremos de anocheceres tardíos, a las 21:45 h. Sin embargo, los días empezarán a acortarse poco a poco desde hoy gracias a amaneceres que se irán produciendo más tarde, a partir de julio se sumarán también ocasos más tempraneros y será desde septiembre cuando perdamos tiempo de luz diaria a pasos agigantados.

Calor hasta el sábado, día colofón, con más de 43 °C

Antes del respiro nos esperan más días de calor. Este miércoles la máxima se situará en torno a 40-41 °C (aviso naranja por 40 °C en Campiña y amarillo por 38 °C en Subbética), bajará a unos 39-40 °C el jueves (aviso amarillo por 38 °C en Campiña), volverá a subir a 40-41 °C el viernes (avisos, de momento, amarillos por 39 °C en Campiña y por 38 °C en Subbética) y el sábado será el «fin de fiesta». Atendiendo al modelo GFS y a su ensemble, la máxima podría rondar los 43-44 °C. Todo ello sin olvidar mínimas que rondarán los 20 °C o más. Y poco después de la bárbara despedida del sábado, bajada de las temperaturas.

Domingo y lunes: un pequeño respiro

En la madrugada del próximo domingo, el acercamiento de una DANA (depresión aislada en niveles altos) por el Atlántico, según la nota emitida ayer por la AEMet, desplazará a la dorsal, casi perenne los últimos 10 días, hacia el Mediterráneo. Esto se traducirá en dos hechos: el primero, que llegará aire más fresco (que no frío) desde el oeste; el segundo, la aparición de lluvias, aunque parece que testimoniales, durante la primera mitad del domingo. No obstante, habrá que esperar a la situación final de la DANA. El descenso se notará sobre todo en las máximas, que estarán en torno a los 35 °C, pero también en las mínimas, que posiblemente bajen de los 20 °C.

Los primeros 20 días de junio, espectacular récord de temperatura media

No hay un inicio de junio y de verano climatológico (1 de junio) similar en Córdoba Aeropuerto. Al menos, desde 1959. La temperatura media ha alcanzado los 28.8 °C. Nada más y nada menos que casi 5 °C por encima de lo habitual (4.8 °C), atendiendo a los datos climatológicos de la AEMet para los 20 primeros días del mes. Con unas medias de las mínimas y de las máximas que son iguales o superiores incluso a las medias de julio y agosto. Se ha vivido la mínima más alta (24.5 °C el día 16) y la segunda máxima más alta (44.5 °C, el mismo día 16) para un mes de junio, resultando en el día más cálido en temperatura media para el mes y el octavo más caluroso de toda la serie. Un día 16, además, que registró 4.1 mm de lluvia por la tormenta, convirtiéndose en el día, entre los más cálidos, con más lluvia (hay que tener en cuenta que solo un 1.2 % de los días que han superado los 30 °C de media diaria, han registrado lluvia apreciable, según se extrae de los datos de la AEMet). Por último, se han dado ya seis máximas de 40 °C o más seguidas, hecho sin precedentes en junio. Y 12 días seguidos con avisos oficiales de la AEMet (13 con el de mañana jueves y 14 con el del viernes -que serán 15 con el más que presumible aviso -en principio naranja- del sábado).

Todo indica que junio de 2017, pese al breve alivio térmico, acabará dando que hablar en los registros históricos de Córdoba Aeropuerto. Paciencia: quedan julio y agosto. Y veremos si septiembre.

Etiquetas
stats