Vivir con precaución, pero sin miedo

Sabemos del poder de la información para crear una expectativa, retratar una situación a veces distorsionada. Eso mismo pasa, muy a menudo, con lo que ocurre en temas de seguridad en México. Siempre que paso unos días en España y me preguntan por mi expatriación escucho las mismas expresiones: ¡Uy! Aquello está muy mal, ¿estáis bien? ¿No tienes miedo? 

Es bastante recurrente que me comenten los últimos titulares más sensacionalistas de lo que ocurre en un país que ciertamente está subyugado por el narcotráfico, por la muerte y el secuestro, pero también hay que comprender que México es un país vasto en extensión y en contrastes. Puedes encontrar desde la zona más mísera y maltratada por la violencia, a la milla de oro del señor más rico del mundo, Carlos Slim (ahora es el segundo, vale, pero da igual). Sin embargo, el foco mediático se pone solamente en el suceso escabroso que es lo que más vende hoy día (por desgracia para la profesión).

En general, los expatriados en México vivimos bien, sin miedo.  sin miedo. Cuando llevas allí un mes y ya aprendes los mecanismos y procedimientos, cómo funciona todo, más aún lo disfrutamos y normalmente vivimos en barrio donde hay un alto porcentaje de gente de todos los países. Estamos tranquilos porque siendo conscientes de las mínimas medidas de seguridad y por otro lado, de sentido común, no te va a pasar nada. Esto es sencillo: no llevar un Rolex de oro por la calle ni ostentar (que casi nadie lo tenemos... ni se nos ocurre), no adentrarnos en barrios periféricos o de dudosa fama (como cualquier otra ciudad del mundo, incluso la archi visitada Nueva York, ocurre lo mismo), no tomar taxis de la calle y menos de noche (y aún menos si estás piripi...), no intentar hacerte el Frank de la Jungla y darte por explorar mundo sin haberte informado antes a dónde vas.

Siempre respondo lo mismo. No vivo con miedo porque entonces no vives, vivo con precaución. No vivo con miedo porque entonces no vives, vivo con precaución.Además, que no tengo más que palabras de agradecimiento al calor en la acogida que te dan los mexicanos. Si alguien ha pensado no visitar este país por sus asuntos de seguridad, es una tontería y se lo están perdiendo. Así que os recomiendo apagar la tele un rato, informarse en foros y venir a visitar a los cordobeses que estamos en este lado del mundo.

Etiquetas
Publicado el
29 de mayo de 2015 - 22:22 h
stats