Jugar, aprender... y ganar

La categoría bebé sigue cumpliendo su rol de iniciar en la competición a los más pequeños | Alcázar y Séneca, en la final de la Copa Diputación

Lo ideal es que ingresen en la competición del modo más natural, siempre más pendientes de los aspectos de mejora en el juego, tanto individual como colectivo, que de los resultados. Pero, claro, esto es fútbol. El campo de Vista Alegre acogió este fin de semana el partido de ida de la final de la Copa Diputación de la categoría bebé, donde niños de 3 a 5 años disfrutan de su deporte favorito y tienen, además, la sensación más parecida a la de sus ídolos. Dos históricos, el Alcázar y el Séneca, unidos en el campo. Disputan un título, con todo lo que eso implica. La entrega del trofeo, las celebraciones, la alegría y el llanto de niños que se entregan con toda la ilusión en unos partidos que recordarán toda su vida. Son sus primeras experiencias con los partidos trascendentes. Con mucha asistencia de público -las familias siempre están detrás- y un buen espectáculo en el campo, condicionado por el fuerte calor, el encuentro terminó con un resultado claramente favorable al Alcázar por 1-5. Dos goles de Sergio Bergillos, otros dos de Hugo González y otro de Rafa Montoro para los vencedores. El tanto senequista lo firmó Manuel Patilla. Hubo talento, emoción y deportividad. Uno de los dos, inevitablemente, terminará levantando el trofeo y dando la vuelta de honor al campo. Pero todos son campeones.

Etiquetas
Publicado el
25 de mayo de 2015 - 14:04 h
stats