UGT-A exige una partida específica en los presupuestos de la Junta para atender a víctimas de accidentes laborales

Carmen Castilla, junto al secretario de UGT-Córdoba, Vicente Palomares (centro) y Miguel Cruz.

La secretaria general de UGT Andalucía, Carmen Castilla, ha exigido este martes desde Córdoba “que exista una dotación específica en el presupuesto de la Junta de Andalucía” con la finalidad de crear “un fondo para atender a las víctimas de accidentes laborales y a sus familias”.

Así lo ha anunciado Castilla, en declaraciones a los periodistas antes de presidir una reunión de la Comisión Ejecutiva de UGT-A para analizar el aumento de la siniestralidad laboral, en un encuentro con la Asociación de Víctimas de Accidentes y Enfermedades Laborales de Andalucía (Avaela), para establecer “estrategias que reduzcan los riesgos y exigir medidas contundentes” a las administraciones públicas y a las empresas.

En este contexto es en el que Castilla ha avanzado que su sindicato hará tal demanda al nuevo Gobierno andaluz del PP, para la creación de dicho fondo de atención a las víctimas de accidentes laborales, y ha puesto un ejemplo de lo necesario que es, como en el caso de “una caída” a consecuencia de la que “el trabajador se queda con una discapacidad sobrevenida”, lo que obligaría a su familia a “hacer adaptaciones” en su vivienda “para facilitar la vida a esa persona, y eso debe ser con cargo de los presupuestos de la Junta de Andalucía”.

Esta es una medida por la que ahora batallará UGT-A, pero Castilla ha avisado que, en cualquier caso van “a seguir peleando para erradicar esta lacra, y las exigencias va a ser claras, tolerancia cero ante la siniestralidad laboral en nuestra tierra”.

No puede ser de otra forma, según ha argumentado, pues “llevamos 62 víctimas mortales, 62 trabajadores que han ido a trabajar y que no han vuelto a su casa”, y por ello el sindicato va a “exigir claramente el cumplimiento estricto e inexcusable de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, que entendemos que se ha quedado obsoleta y que necesita adaptarse a las nuevas realidades laborales”.

La prueba es que “hay un incremento en accidentes por riesgos psicosociales, y hay que exigir a las empresas que tienen que evaluarlo”, pues “aumentan los infartos y los accidentes relacionados con el estrés y la carga mental”.

Además, ha añadido que “existe una infravaloración de las enfermedades profesionales, y somos la antepenúltima comunidad en la que se declaran enfermedades profesionales y, sobre todo, por aquellas con accidentes físicos, accidentes traumáticos e infradeclarados, como el cáncer por situaciones laborales”.

“Por ello --ha proseguido-- exigimos la figura del delegado sectorial o territorial, para aquellas empresas en las que no existe representación sindical, y también exigimos que existan juzgados especializados en prevención de riesgos laborales, una fiscalía a propósito de esto, porque es inadmisible que se tarde tanto en el tiempo desde que se produce el accidente y aparece la fecha del juicio”.

Castilla ha incidido en que “necesitamos más inspectores y subinspectores de prevención de riesgos laborales, más formación y concienciación de la población desde el currículum académico, y hay que concienciar a nuestros jóvenes que están en Formación Profesional de la importancia que tiene tener una cultura preventiva y lo fundamental, que el empresario cumpla con la normativa y que existan sanciones efectivas al incumplimiento de la normativa. No estamos hablando de cualquier cosa estamos hablando de la vida de los trabajadores”.

En base a todo ello, Castilla ha reiterado que desde su sindicato, una vez que se conozca al responsable de la Consejería de Empleo en el nuevo Gobierno andaluz, le van “a pedir una reunión urgente, para que se pongan todas las medidas oportunas para el cumplimiento de la norma, y la dotación de material y de personal para evitar esta situación de siniestralidad laboral”.

CONCIENCIACIÓN EN PREVENCIÓN

Por su parte, el presidente de Avaela, Miguel Cruz, ha destacado la importancia de “la concienciación” sobre la siniestralidad laboral, que “es tan grande y tan grave que hasta que no esté en boca de todo el mundo, hasta que no sea algo de lo que los telediarios se hagan eco de forma profunda cada vez que ocurra, no vamos a poder cambiar esta situación tan grave”.

En este contexto, Cruz ve clave que a Avaela se les considere “interlocutores ante la Administración andaluza, porque creemos que es la única manera de que nuestros derechos se vean resueltos, al menos es imprescindible que la Junta de Andalucía y las administraciones andaluzas nos encuentren como interlocutores de las víctimas de siniestralidad”.

Junto a ello, Cruz ha lamentado que no exista “ningún servicio público que le preste a una víctima de un accidente laboral un servicio digno para poderse enfrentarse a esta situación y creemos que eso es una injusticia tremenda”, ya que “cuando alguien sufre un accidente se tiene que enfrentar a una maraña tremenda de trámites judiciales, a una serie de cuestiones a las que se tiene que hacer frente sin ser experto en la materia y en un momento en el que la mayor preocupación de esa persona es ponerse bien”, y “del resultado de esa maraña a la que se enfrentan dependen muchas ocasiones que esa persona pueda tener una vida digna o una vida desgraciada”.

GOLPES DE CALOR

En cuanto a la incidencia que también tiene el calor en el ámbito laboral y específicamente en la siniestralidad por golpes de calor, Carmen Castilla ha avisado que “las olas de calor no van a ser algo coyuntural, sino algo estructural de nuestro verano, y estamos viendo cómo está afectando incluso al Norte de España”.

Por eso, “en el tema de la construcción la jornada intensiva es necesaria, para que se trabaje en las horas más frescas del día”, sin olvidar que en las cocinas de los establecimientos de hostelería “se viven situaciones dramáticas”, al igual que “en los trabajos de asfaltado y mantenimiento de carreteras”, entre otros, porque “existen una serie de profesiones, actividades laborales y sectores sobre los que no hay debate, pero en los que hay que actuar ya”, pues “cuanto más lo dejemos peor” será para las cifras de siniestralidad laboral, que “siguen aumentando”.

Para ello, según ha concluido Castilla, “lo ideal es tener es una norma marco de rango superior” y su posterior desarrollo “siempre en los convenios, para mejorar las condiciones específicas, porque nosotros en los convenios que firmamos en cualquier tipo de sector introducimos mejoras”.

BOMBEROS FORESTALES

En este contexto, Carmen Castilla ha querido también enviar “un mensaje de apoyo y solidaridad a nuestros bomberos forestales”, pues “España está siendo azotada por incendios y hay que hacer un recordatorio al Gobierno andaluz, que pronto saldrá, de que las tareas de conservación de los montes y los bosques son necesarios durante todo el año”.

Así, la dirigente sindical ha señalado “que no nos acordemos de ellos solo en verano, porque necesitamos más medios materiales y humanos para estos grandes profesionales de este gran ente instrumental”, que es el Infoca en Andalucía, aludiendo así a “aquellos que decían que venían con una motosierra a cargarse los entes instrumentales”, y a los que les ha dicho que “estos son nuestros bomberos forestales, que son de los mejores profesionales que tenemos en nuestra tierra”.

Etiquetas
stats