Prueba de vida para el Córdoba en Carranza

Aguado, en el partido de la primera vuelta en El Arcángel ante el Cádiz | ÁLEX GALLEGOS

El discurso futuro del Córdoba dependerá de lo que suceda en el Ramón de Carranza. Cualquier resultado distinto a una victoria seguramente mantendrá la retahila de mantras a propósito de la salvación, pero estos sonarán como un mal chiste contado en el momento inapropiado. Solo ganar servirá para suturar, no del todo, la herida sangrante de un equipo que entra en los últimos meses del campeonato con un desafío monumental: protagonizar la mayor hazaña de permanencia que se haya visto en la historia de la competición. El año pasado ya logró batir sus propias marcas como superviviente, pero necesitó trazar en el último trimestre una trayectoria propia de un campeón. Ahora está lejos de reeditar esa imagen, pero también es cierto que la proyección numérica de la permanencia hará que no sean necesarios los míticos 50 puntos. Ahora el Córdoba tiene 22 y quedan 36 en juego. Con las matemáticas en la mano, da miedo. Pero es lo que hay. Este sábado le llegó una ayuda extra del Albacete, que goleó al Lugo (0-3) en el Anxo Carro. Eso significa que si el Córdoba gana en Cádiz, dejaría la permanencia a siete puntos y los gallegos aún deben visitar El Arcángel. Que esa circunstancia haga aflorar una sonrisa en el cordobesismo marca la magnitud de la tragedia.

“¡Sí, puedo!”, se oyó en el vestuario del Córdoba durante la charla motivacional que la plantilla mantuvo -junto a directivos y consejeros- el pasado viernes, antes de que Rafa Navarro compareciera ante los medios para explicar que no va a tirar la toalla mientras existan opciones. En Cádiz solo ha ganado el Córdoba dos veces en Liga en más de 60 años, pero eso intimida menos que la realidad de hoy: los amarillos pelean por meterse en el play off de ascenso a Primera mientras que los blanquiverdes, colistas, luchan por no descolgarse antes de tiempo en su tarea de conservar opciones mínimamente razonables. “Iremos a por todas porque no nos queda otra”, indicó el técnico cordobesista, que no ha conseguido ganar aún ninguno de sus partidos en el banquillo. Llegó para suplir a Curro Torres, pero la reacción no ha llegado. Sueña el Córdoba con que en Cádiz se produzca una sorpresa para luego abordar la visita del Mallorca, otro que anda con la mirada alzada y amasando opciones de Primera.

Navarro tendrá que modificar de nuevo su once, condicionado por las bajas, y entre ellas la más importante la sufre en la defensa, donde Chus Herrero se cae por una lesión muscular que le mantendrá al menos tres semanas fuera de la competición. También ha sido baja Blati Touré, que fue convocado con la selección de Burkina Faso para disputar un partido oficial ante Mauritania que terminó con victoria para el combinado del blanquiverde, aunque no bastó para conseguir la clasificación para la fase final de la Copa de África de Naciones. La ausencia de Herrero la cubrirá el bilbaíno Álex Quintanilla, que formará dupla en el centro de la zaga junto al veterano Miguel Flaño. Fernández y Álex Menéndez se situarán como laterales.

En el plan de Rafa Navarro para acorazar la portería de Carlos Abad tiene un papel reservado el pivote Yann Bodiger, que vuelve a estar disponible tras cumplir un partido de sanción en la jornada pasada ante el Sporting. El francés, que ha sido el refuerzo invernal con mayor impacto en el equipo, apunta a la titularidad para colaborar en la contención acompañado por Álvaro Aguado.

De las Cuevas, que con ocho goles es el máximo realizador blanquiverde esta temporada, y Jaime Romero irán con la misión de generar fútbol ofensivo junto al canterano Andrés Martín. En la punta se abre una puerta para Federico Piovaccari ante la ausencia de José Ángel Carrillo, al que una cláusula en su contrato de traspaso al Córdoba desde el Cádiz este pasado enero le impide ser alineado ante su exequipo. Esa circunstancia la ha aprovechado el delantero murciano para asistir a una concentración en Tailandia con la selección de Filipinas. Navarro se dejó fuera de la lista, por decisión técnica, a Quim Araujo, Luismi Quezada y Álex Carbonell. Las novedades en la lista, además del recuperado Bodiger, fueron Loureiro y Manzambi.

El Cádiz afronta su segundo partido consecutivo en el Carranza tras haber empatado la semana pasada con el Lugo (1-1) y haber salido de las posiciones de promoción después de verse superado por el Mallorca, con quien ahora iguala a 48 puntos. La formación amarilla, después de haber conseguido cuatro triunfos consecutivos, lleva ahora un punto en las dos últimas jornadas, ya que al último empate hay que unir el traspié sufrido en Elche (1-0) hace dos semanas. Los de Álvaro Cervera confían en su poder en casa, donde suman doce partidos consecutivos sin perder desde que cayeron en septiembre ante el Alcorcón (0-2), y desde entonces enlazan siete triunfos y cinco empates. Tienen los cadistas dos bajas de consideración: las de los puntas Álex Vallejo, que prepara con la selección española sub-21 su partido ante Austria, y Darwin Machis, que intervino en la histórica victoria del viernes de Venezuela ante la Argentina de Messi por 3-1.

ALINEACIONES PROBABLES

CÁDIZ: Cifuentes; Correa, Marcos Mauro, Kecojevic, Espino; Ramos, José Mari, Álex Fernández, Salvi, Jairo; y Lekic.

CÓRDOBA: Carlos Abad; Fernández, Flaño, Álex Quintanilla, Álex Menéndez; Bodiger, Álvaro Aguado, De las Cuevas, Jaime Romero; Andrés y Piovaccari.

ÁRBITRO: David Pérez Pallas (Comité Gallego).

CAMPO Y HORA: Ramón de Carranza, 18:00.

Etiquetas
stats