Un nuevo grito contra la ELA: una escalada de vida

Miguel Ángel Roldán, en el centro, durante su escalada al Teide

Nunca es tarde para seguir cumpliendo desafíos. Y más aún si es por una buena causa. Ese el caso del cordobés Miguel Ángel Roldán, enfermo de ELA y fundador de la asociación ‘Saca la lengua a la ELA’, con la que está tratando de recaudar el mayor número de ingresos posibles para destinarlos a la investigación de dicha enfermedad, que actualmente no tiene cura. Y ahora se embarcará en un nuevo reto. 

En efecto, Roldán, extriatleta cordobés y a día de hoy con gran dificultad de movilidad en sus manos, participará en el proyecto ‘UrriELA-Escalada de Vida’, mediante el que intentará escalar el Picu Urriellu o Naranjo de Bulnes, acompañado de un grupo con los mejores escaladores de España, encabezado por José Carlos Tamayo. Si todo va bien y el tiempo acompaña, la escalada se realizará el próximo lunes 31 de mayo. 

Este proyecto nace de la necesidad de “gritar” desde la cima para dar a conocer la ELA y conseguir concienciar de la importancia de invertir en investigación. “Una enfermedad con más de cien años de historia y sin un tratamiento que consiga frenar su evolución bien merece nuestro esfuerzo conjunto, porque confiamos en ello, así como en la persona que hallará la cura”, expone la asociación en un comunicado. 

El escrito detalla además que “esta gesta deportiva irá acompañada de algo jamás visto en este país, y creemos que muy pocas veces en el mundo; por lo menos, lo desconocemos”, ya que “realizaremos una retransmisión en directo de toda la escalada. Un mínimo de cinco cámaras emitirán en directo y se montará un set de realización en la propia montaña a más de 2.000 metros de altura. Un equipo de profesionales del mundo audiovisual, con gran experiencia en retransmisiones deportivas, realizará la cobertura integral del mismo, con sistemas de enlaces, cámaras broadcast, equipo de realización, etc”. 

La expedición Urriela forma parte de un proyecto denominado 'Los 5 Gritos contra la ELA', que consiste en realizar cinco expediciones diferentes, en las cuales, cuatro personas que tienen esta enfermedad, cada uno con sus posibilidades, tendrán que enfrentarse a ella y con ello dar visibilidad a la misma.

Cabe recordar que Miguel Ángel Roldán ya formó parte de la cordada de Grita ECHEYDE, en la que subieron a la cima más alta de España, el Teide, superando enormes desniveles que les hicieron exigirse al 100%. “Entendimos que solo dando ese máximo esfuerzo conseguiríamos que se nos escuchase. Es por eso que seguimos reivindicando ese 100x100 de toda la sociedad, ese apoyo unánime en favor de la investigación”, afirma. 

El cordobés añade además que “ahora hay que afrontar otro gran reto. Es momento de gritar en ‘el picu’ que la investigación es la única solución para hallar esa cura que no llega”. 

Etiquetas
Publicado el
4 de mayo de 2021 - 05:10 h
stats