Un cruel desenlace para la España de Javi de Juan

Javi de Juan, a la izquierda, durante un partido con España

No pudo ser. Triste final para la selección española de rugby seven, que capitanea el cordobés Javi de Juan, en la fase de clasificación para el Mundial de Ciudad del Cabo. El combinado nacional cumplió con todos los pronósticos durante el torneo, aunque no pudo aguantar ese buen rendimiento en el choque decisivo que otorgaba uno de los cuatro billetes en disputa para la competición internacional. España cumplió su primer objetivo en la cita que está celebrándose en Bucarest, tras finalizar como primera de su grupo al superar de manera consecutiva a República Checa (50-5), Lituania (49-10) y Bélgica (24-7). Por tanto, un liderazgo que le otorgaba, a priori, un cruce de cuartos de final más asequible.

Ese era el partido marcado en rojo, ya que una victoria daba oficialmente la clasificación para el Mundial, en el cual no ha estado presente España desde Moscú 2013, cuando terminó en vigesimoprimera posición. Así, Portugal era el último escollo para los de Pablo Feijoo. Todo a una carta. Y en esta ocasión, para desdicha del cordobés, salió cruz.

La selección lusa comenzó mandando en el marcador con dos ensayos en el primer tiempo (aunque sin transformación). Tras el descanso mejorarían los españoles, que con otros dos ensayos y una transformación consiguieron darle la vuelta al electrónico. Sin embargo, otro empujón de Portugal les otorgó de nuevos dos ensayos más para estirar el marcado hasta el 12-20 con menos de un minuto por jugarse. Lo cierto que la selección consiguió otro ensayo más, con su posterior finalización, aunque ya no le valió para hacerse con la victoria, por lo que el duelo finalizó con un igualado 19-20.

Etiquetas
stats