Dos aficionados del Rangers eligen Córdoba como destino antes de la final de la Europa League

Los norirlandeses James y Gareth a su paso por Córdoba.

El fútbol da pie a conocer nuevos territorios. Nuevas ciudades. Y sin duda, Córdoba se erige como un enclave imprescindible para el turismo de todo el panorama mundial. Son muchos los vídeos surgidos en los últimos días en redes sociales de aficionados tanto del Eintracht Frankfurt alemán como del Rangers FC escocés que se encuentran en ciudades como Sevilla o Málaga como antesala de la final de la Europa League, que disputarán ambos clubes este mismo miércoles (21:00) en el estadio Ramón Sánchez-Pizjuán. Eso sí, hay dos que han decidido elegir Córdoba como destino para vivir la previa del partido. Así es, los norirlandeses James y Gareth han pasado el día en la ciudad, como paso previo a esa ansiada final.

Las altas temperaturas han acompañado a estos dos seguidores del Rangers, que han paseado por Córdoba con la indumentaria y la bandera de su equipo. Un choque curioso de culturas, pues ellos mismos han querido fotografiarse con enclaves tan típicos de la ciudad como puede ser un puesto de caracoles. Un viaje que les ha llevado desde Kilkeel, una localidad situada en el distrito de Newry, Mourne y Down de Irlanda del Norte, desde donde partieron a la una de la madrugada con destino a Dublín.

Lo más llamativo es que la elección de Córdoba, ciertamente, ha sido más casual que otra cosa, ya que su avión aterrizó en España con 20 minutos de retraso y eso les hizo perder el tren hacia Sevilla. “Por suerte conseguimos los últimos asientos en un tren que se dirigía a Córdoba”, explica James a CORDÓPOLIS. Asimismo, admite que “había oído hablar ligeramente de Córdoba”, aunque “lo único que sabía es que estaba cerca de Sevilla para poder coger el siguiente tren”.

Uno de los aspectos que más les ha llamado la atención es el de las altas temperaturas, ya que “escuché que iba a ser una ciudad calurosa, y no decepcionó. Nunca había experimentado un calor así, 34 grados es una locura para los hombres de Irlanda del Norte”. Es por ello que “tuvimos tiempo para relajarnos en un bar justo al lado de la estación de tren y disfrutamos de una de las cervezas más baratas que hemos conseguido”, subraya, recalcando que “los cordobeses son muy acogedores”.

Sea como sea, un buen paso previo antes de “una oportunidad única en la vida”, como será el choque que se disputa esta misma noche su equipo. Así las cosas, ambos reconocen que se lo están pasando “muy bien”, antes de acabar la conversación con un mensaje de ánimo para su club. “Come on Glasgow Rangers!”.

Etiquetas
stats