El Córdoba de Navarro y Juanín, presente en el Museo del Traje

Imagen de una alineación del Córdoba en la temporada 1967-68.

Los colores se dibujan de manera rudimentaria en las fotografías. Todavía impera el negro y blanco. Aún predominan las imágenes que con el tiempo habrían de pasar al sepia. Mucho han cambiado los tiempos, tanto que las instantáneas tienen hoy día formato y soporte digitales. Eso de revelar carretes es cosa antigua, como el período dorado del Córdoba. Ambas se unen en cierto modo ahora con el álbum de cromos de la temporada 1967-68 de la Liga española. Entonces, el conjunto blanquiverde militaba en Primera y tenía su hueco en la colección, como en anteriores y alguna posterior. Es precisamente este hecho el que permitirá al cuadro califal tener presencia, aunque sea de modo anecdótico, en el Museo del Traje. Porque dicho compendio de estampas es uno de los elementos que el centro añade a su catálogo en adelante.

Ésta es una de las notas curiosas que deparó la donación de 421 objetos de todo tipo que recibió y aceptó en 2018 el Estado y que en breve van a entrar a formar parte de los fondos de algunos de sus 16 museos. Entre estos, gestionados por el Ministerio de Cultura, se encuentra el Museo del Traje en Madrid. El centro va albergar en un futuro próximo dos álbumes de cromos, uno de automóviles y otro el mencionado de la élite del fútbol español de la campaña 1967-68. Sucede porque las dos están “destinadas a recuperar y preservar la memoria colectiva de la sociedad española mediante la adquisición de bienes que forman parte de la vida cotidiana”. De esta circunstancia informó en El País en su edición digital del miércoles.

El periódico generalista tuvo ocasión de hablar sobre el asunto con Paloma Calzadilla, del departamento de Documentación del Museo del Traje y Centro de Investigación del Patrimonio Etnológico. Ella fue la encargada de explicar, sobre los álbumes, que “es muy difícil conservar este tipo de documentos, porque los niños juegan con ellos y al final se tiran a la basura o están incompletos”. La colección de estampas de la Liga en la 1967-68 se va a añadir a un fondo en l que ya se cuentan otras sobre la película Los jóvenes años de una reina (1954) u otro de la marca Panrico, según recogió El País en su reportaje.

Se trata de un hecho simpático, por peculiar, pero que va a conceder al Córdoba una plaza en el Museo del Traje. Aunque probablemente la página en la que aparecen los jugadores de su plantilla de aquella temporada no sea la que permanezca expuesta, el conjunto blanquiverde suma un singular apunte a su historia. La campaña 1967-68 fue, por cierto, la sexta consecutiva del equipo en la máxima categoría del fútbol español. Y también la penúltima de una etapa gloriosa en la que encadenó siete campeonatos entre Barcelona, Real Madrid o Ahtletic -entonces, Atlético de Bilbao-.

El cuadro califal comenzó con Marcel Domingo en el banquillo, que ocupó Fernando de Argila en las dos últimas jornadas tras la destitución del primero. En el plantel se contaban nombres como los de Juanín, Navarro o Simonet, los tres únicos futbolistas que superaron los 300 partidos oficiales con el Córdoba hasta el nuevo siglo. El curso terminó con un decimotercer puesto por parte de los blanquiverdes, que tuvieron que enfrentarse al Calvo Sotelo de Segunda para evitar el descenso de categoría. La Copa del Rey, por cierto, todavía era del Generalísimo. En esa competición el Córdoba cayó en dieciseisavos ante el Celta.

Etiquetas
stats