Los vecinos del distrito Sur mantendrán las protestas “hasta que veamos la piscina abierta”

Protesta de los vecinos en la piscina de la calle Marbella | ÁLEX GALLEGOS

"Hasta que no la veamos abierta no vamos a parar". Con estas palabras se expresaba este jueves Manuel Cano, portavoz de los vecinos del distrito Sur que están afectados por el cierre de la piscina de la calle Marbella y que han vuelto a concentrarse en una protesta para reivindicar la apertura de estas instalaciones.

Esta misma semana, representantes de los vecinos de la piscina de la calle Marbella y de la piscina de la Fuensanta -también cerrada-, se reunían con el alcalde de Córdoba, José María Bellido, y se les garantizaba que en un plazo de unos 20 días, las piscinas estarían abiertas. No obstante, los vecinos de la calle Marbella han decidido seguir con las protestas hasta ver realmente en uso la piscina de su barrio.

Este jueves, de nuevo como ya han hecho en varias ocasiones, los vecinos -mayores y niños- se han concentrado y han protagonizado una protesta en las instalaciones de la calle Marbella para que su voz no se deje de oír. "El compromiso que nos dio el alcalde es positivo, pero mientras se abre, nosotros vamos a seguir con nuestra reivindicación", reitera Cano.

Además, advierte de que para cumplir el plazo otorgado por el alcalde y abrir a primeros del mes de julio, "el personal tiene que entrar a trabajar al menos una semana antes", calcula por las labores que hay que hacer en las instalaciones. "Aquí hay que vaciar la piscina, limpiarla, llenarla, tratar el agua, revisarlo todo....", enumera para explicar que la puesta en funcionamiento de la piscina requiere bastantes días de trabajo previo.

Junto a las protestas, los vecinos de la piscina de la calle Marbella, al igual que lo hicieran los de la Fuensanta, recogen en estos días firmas de las personas que se ven afectadas por el cierre de las instalaciones, mientras que las del resto de la ciudad ya se encuentran abiertas según el calendario previsto.

Etiquetas
stats