UGT vuelve a la mesa del plan de choque tras aceptar el Ayuntamiento su decálogo de medidas

Vicente Palomares y José María Bellido en una foto de archivo.

El secretario general de UGT Córdoba, Vicente Palomares, y el alcalde de Córdoba, José María Bellido (PP), han desbloqueado el desacuerdo existente en torno a las medidas imprescindibles planteadas por la organización sindical para apoyar y formar parte del plan de choque de la ciudad.

En un encuentro celebrado este miércoles, el responsable del sindicato ha expuesto al alcalde su decálogo de medidas orientadas a proporcionar “una red social y económica que proteja a las personas y sectores más vulnerables”, medidas que Bellido ha considerado “adecuadas para integrar en el futuro plan”, según han informado en una nota conjunta.

Así, UGT agradece al Ayuntamiento que acepte el documento y de esta forma el sindicato se volverá a sentar en la mesa que elabora el plan de choque para hacer frente a la crisis derivada del Covid-19.

Al respecto, el sindicato siempre ha mantenido que “cualquier actuación que pretenda llevar el aval de UGT tiene que reunir, imprescindiblemente, el tipo de medidas planteadas que supongan la reincorporación de los trabajadores a la actividad laboral y el impulso de la actividad económica con todas las garantías para los empleados”.

Asimismo, Palomares insiste en que UGT no va a permitir que “se suavicen las relaciones laborales” y que “no se penalicen actuaciones en este sentido”.

Para el secretario general, “es muy positivo e importante que las reivindicaciones sindicales hayan sido tenidas en consideración”, congratulándose, por tanto, de que “se garanticen las condiciones socio-laborales de los trabajadores y permitiendo, así, la presencia de UGT en un acuerdo tan necesario para los cordobeses”.

Durante más de una hora, el secretario general y el alcalde han analizado punto por punto el plan de choque propuesto por el Consistorio, al que UGT ya había aportado con anterioridad propuestas que habían sido incorporadas al texto. En este caso, Palomares ha calificado como “positiva la disposición y voluntad de encuentro mostrada por el alcalde”.

De esta forma, “las dudas suscitadas por el sindicato en el mencionado plan de choque del Ayuntamiento quedaron eliminadas sumándose, a estar presente en el plan de choque, analizando las incorporaciones posibles al plan que puedan seguir apareciendo fruto de la búsqueda de un consenso, pero siempre protegiendo la defensa de la clase trabajadora”, ha destacado.

Entretanto, Palomares espera que “las medidas que incorpore el plan de choque permitan salir de esta crisis cuanto antes, y con el menor daño posible, a todos”.

“El mayor consenso posible”

Por su parte, José María Bellido considera “imprescindible” que el plan de choque cuente con “el mayor consenso posible, circunstancia que obligaba a negociar hasta el último minuto con todos para que estuvieran presentes y formaran parte de un documento clave para el futuro de Córdoba”.

“Agradezco a UGT su aportación y su decálogo de propuestas”, ha recalcado, para sostener que “se ha demostrado que ha habido voluntad de acuerdo y que no existían inconvenientes para que todos formáramos parte de un plan de acción fundamental para el futuro de Córdoba”.

En este sentido, Bellido ve “fundamental que la concertación social esté muy presente en este plan con la presencia de UGT, así como de CCOO, que ha aportado sus medidas y visión para la protección de los derechos de los trabajadores, con propuestas dirigidas a atender a la realidad actual de miles de trabajadores de la ciudad que atraviesan momentos de especial dificultad, y de la Confederación de Empresarios que ha estado siempre abierta al acuerdo y diálogo para salir de esta crisis desde el consenso”.

CCOO valora que UGT se sume finalmente al plan de choque del Ayuntamiento

El sindicato CCOO ha valorado este jueves que UGT se haya sumado al plan de choque del Ayuntamiento de Córdoba para paliar los efectos de la crisis provocada por la pandemia del Covid-19.

“En su momento, lamentamos que UGT se levantara de la mesa de negociación a la que CCOO se ha atornillado hasta conseguir un acuerdo que garantice el mantenimiento del empleo y la protección de la población cordobesa, en general, y de las personas más desfavorecidas por esta crisis, en particular”, ha señalado en una nota la secretaria general, Marina Borrego.

Por su parte, el alcalde, José María Bellido (PP), ha agradecido a CCOO “el esfuerzo realizado durante todo el proceso de negociación del plan de choque” y que “haya sido consciente de la importancia de remar todos a una en momentos tan complicados como los actuales”.

En este sentido, Marina Borrego ha indicado que “el objetivo de CCOO durante la negociación, especialmente cuando quedamos como únicos representantes de la parte social en la mesa de negociación del plan, ha sido siempre la protección del empleo y de las personas y en este sentido han ido tanto las propuestas que se habían pactado con UGT, como las que CCOO ha aportado de forma individual”.

Precisamente, Bellido ha destacado “la buena disposición del sindicato a mantener, incluso en los momentos más complicados, un talante dialogante y negociador”, algo que, en su opinión, “ha permitido sacar adelante un plan de choque que será beneficioso para las empresas, pero también para la ciudadanía y, especialmente, los trabajadores”.

De hecho, “CCOO ha sido siempre consciente de su responsabilidad como sindicato de clase”, ha recalcado la responsable sindical, quien ha hecho hincapié en que “nuestro papel ha sido en todo momento el de salvaguardar los derechos y las condiciones laborales de los trabajadores, especialmente, la de aquellos que se han visto afectados por un ERTE, siendo el mantenimiento del empleo una condición primordial para que las empresas puedan recibir las ayudas municipales contempladas en el documento acordado por el Consistorio, CECO y CCOO, y al que ahora se suma UGT”.

Etiquetas
stats