La lenta reducción de pacientes Covid en las UCI mantiene a Córdoba en alerta sanitaria dos

Facultativos atienden a un paciente con Covid-19 en la UCI del Hospital Reina Sofía de Córdoba.

La pandemia de coronavirus está ya en claro retroceso. Desde hace dos semanas, los nuevos contagios se han reducido prácticamente a la mitad. Pero toda la provincia de Córdoba sigue en alerta sanitaria dos, a pesar de que el riesgo de contagio ha pasado de "extremo" a "medio". La clave está en la situación hospitalaria. La lenta reducción de pacientes con Covid 19 ingresados en las UCI impide que Córdoba dé ese paso atrás que relajaría de manera significativa muchas de las restricciones que se mantienen en la provincia.

Este mismo viernes, por ejemplo, el hospital Reina Sofía de Córdoba anunció que reducía de tres a dos las unidades para atender a pacientes ingresados con coronavirus. Esos son los hospitalizados en camas convencionales. No obstante, se mantenían los tres módulos de UCI dedicados exclusivamente a los enfermos de coronavirus más graves.

Según el último parte de la Consejería de Salud, este viernes había 83 cordobeses ingresados en el hospital con coronavirus. De estos, 23 estaban en la UCI. Es decir, la quinta ola ya está en descenso pero costará semanas que las unidades de cuidados intensivos entren en un nuevo periodo de normalidad. Mientras tanto, es probable que Córdoba se mantenga en un nivel medio de alerta sanitaria.

El ejemplo más claro está en el semáforo Covid del Ministerio de Sanidad, que usa los datos que le aportan las comunidades autónomas. En el caso de Córdoba, Sanidad asegura que el 12,1% de las camas UCI de la provincia de Córdoba están ocupadas por pacientes con coronavirus. Es una cifra aún muy alta. Sanidad recomienda que estén por debajo del 10% como poco. En el caso de las camas convencionales, solo el 5% están ocupadas por pacientes con coronavirus, según los datos de la Consejería de Salud.

El resto de valores del semáforo Covid empiezan a ser más positivos. Por ejemplo, baja el número de pruebas PCR que dan positivo por debajo del 10%. Aunque actualmente la positividad esté en el 9%, el objetivo es que se reduzca al 5%, según los criterios sanitarios. Solo así también se podrá relajar la alerta sanitaria en la provincia cordobesa.

Además, ya se conoce el origen de la mitad de los contagios que se produce en la provincia. El objetivo es estar lo más cerca posible del 100%, pero el dato es mucho mejor que el 6% al que se llegó durante el pico de la quinta ola.

Eso sí, el mejor dato está en la incidencia. Aunque en la provincia la media está en unos 170 casos por cada 100.000 habitantes confirmados en las dos últimas semanas, el mejor dato es la tasa de contagio entre la población de riesgo, los mayores de 65 años. Ahí, la incidencia está ya en 155 casos. Eso lleva a una menor posibilidad de casos graves en el futuro.

Etiquetas
Publicado el
4 de septiembre de 2021 - 05:00 h