La primavera se adelanta: febrero arranca en Córdoba con máximas de hasta 23 grados

Turistas por las calles de Córdoba

El fin de semana estrena nuevo mes, y lo va a hacer protagonizado por el marcado ascenso de las temperaturas que se va a dar gracias a la estabilización sobre la Península Ibérica de la dorsal anticiclónica. Si bien las primeras horas de febrero podrán venir acompañadas con lluvias débiles y dispersas, desde la tarde del sábado la inyección de aire cálido del suroeste va a provocar una subida de las temperaturas inusuales para la época del año en la que estamos.

El invierno de 2020, de buen seguro, aún tiene mucho que aportar en cuanto a rigores por frío, lluvia y nieve. Febrero es un mes históricamente frío y lluvioso, y más pronto que tarde debería dar el golpe en la mesa. Pero los primeros días del nuevo mes van a parecerse más a comienzos de abril, ya con la primavera en plena ebullición. La dorsal anticiclónica norteafricana va a tomar el control sobre la Península Ibérica desde la jornada del sábado, desviando la entrada de sistemas frontales, e inyectando aire cálido en capas medias de la atmósfera.

Así, si bien durante la madrugada del sábado aún podrá afectarnos algo de nubosidad asociada al paso de un frente poco activo por la mitad norte peninsular, desde la mañana las altas presiones irán abriéndose paso con la disminución de la nubosidad y el ascenso de las temperaturas. El tiempo anticiclónico nos acompañará desde entonces hasta, al menos, el próximo martes.

Máximas de 23 grados

Centrando el objetivo en la provincia, el fin de semana tendrá un comienzo muy similar al de días anteriores, con nubosidad matinal y posibles bancos de niebla, que irán a menos con el paso de las horas. La madrugada del sábado sí que podría dejar alguna lluvia dispersa, de escasa consideración, más probable en las sierras del norte de la provincia. El paso del sistema frontal por el norte de la Península enmarañará de nubes la mañana del sábado, para ir dando paso a una segunda mitad del fin de semana mucho más estable, soleada, y en especial 'cálida'.

Si bien las temperaturas que se den en las jornadas de viernes y sábado, aún siendo relativamente elevadas, no serán excepcionales, durante el sábado el ascenso del mercurio podría dejar registros que en nada tengan que envidiar a los que suelen darse en plena primavera. Pasaremos de los 18 o 19 grados a los 22 grados que se esperan para la tarde del domingo. Un registro que incluso podría superarse y alcanzar los 23 grados en los días 2 y 3. Ascenso notable de las temperaturas, con un carácter que podría definirse como inusual, y que tendrá igualmente reflejo en las temperaturas mínimas, oscilando entre los 8 y los 10 grados en las primeras horas del día.

Un comienzo extraño el de febrero de 2020, de temperaturas elevadas y sin previsión de lluvia en el horizonte. La primavera empieza a asomar el morro, y este fin de semana nos llega su primera avanzadilla.

Toda la información del Colectivo Meteofreak en Twitter y en Facebook.

Etiquetas
stats