Paisajes que sanan: la naturaleza entra en la UCI

Un paciente con uno de los paisajes | TONI BLANCO

Francisco se ha sometido a una operación quirúrgica de hígado. Al término, pasó su primera noche en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) y cuando abrió los ojos... "Me ha dado una alegría al despertar y ver el paisaje", cuenta mirando unas montañas y el cristalino río que las abraza. Los boxes de la UCI son interiores y él no puede ver el verde de la primavera en el campo, pero ha sido la naturaleza la que ha entrado en su habitación. Se trata del proyecto Más allá de la pared del Hospital San Juan de Dios de Córdoba, que ha comenzado a instalar vinilos en las paredes de los boxes de la UCI para ayudar a mejorar el bienestar de los pacientes durante su estancia y contribuir a su recuperación.

La iniciativa del hospital se basa en los estudios sobre ecoterapia que demuestran que la visión de la naturaleza influye positivamente en los pacientes y, si los enfermos de la UCI no pueden salir al exterior, han hecho lo posible para simular que es la naturaleza la que ha entrado en su habitación.

"Se trata de aprovechar la energía que desprende la naturaleza", explica a este medio el jefe del servicio de UCI y Urgencias del hospital, el doctor José Carlos Igeño. Una energía que se desprende en la contemplación de estos paisajes y que está demostrado que ayuda a disminuir la frecuencia cardíaca y la tensión arterial,  aumenta la secreción de endorfinas, mejora la respuesta inmunológica y disminuye la ansiedad y la depresión.

"Da mucha alegría", reitera Francisco desde su cama, el paciente que en vez de ver una pared blanca de hospital tiene ante sí el mural de un paisaje de montaña. Él, además, cuenta que es aficionado a la fotografía, y disfruta también con los detalles de la evocadora imagen que tiene ante sí.

Su particular 'ventana a la naturaleza' es la primera de los cuatro vinilos que el Hospital San Juan de Dios está instalando en otros tantos boxes de la UCI. Una fotografía del pantano del Tranco (Sierra de Cazorla) y una imagen de una playa son otros de los trocitos de naturaleza que verán más pacientes en ese espacio del centro, cada cual, acorde con el gusto del enfermo. Se trata de personalizar su estancia allí de acuerdo con sus propias vivencias: "Se le pregunta por sus gustos y se le ingresará en uno u otro box. Y si el enfermo no está consciente en ese momento, hablaremos con la familia", señala el doctor.

Realizadas en material lavable, de dimensiones acordes con las paredes de la habitación de la UCI y encargadas a una empresa cordobesa, las imágenes de paisajes están estudiadas por una interiorista que participa en el programa HU-CI -Humanizando los Cuidados Intensivos- que lleva a cabo el hospital, con recomendaciones para que en los paisajes aparezca mucha luz, el agua por la sensación de frescor que transmite, el cielo y el color verde de la vegetación.

Una iniciativa que, además de en los boxes de UCI, el hospital va a instalar en la zona de pacientes críticos en Urgencias, con el mismo fin de contribuir al bienestar del paciente en un entorno más amable que ayude a mejorar su ánimo y, por tanto, su salud.

Etiquetas
stats