Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.

Libros de Cabra a Perú: los vecinos se vuelcan en la nueva campaña solidaria

Libros

Adolfo Luque lleva años trabajando en el distrito de Comas, uno de los más empobrecidos de Perú y donde su población vive en una especie de chabolas parecidas a las favelas. Luque es egabrense y, dada su cercanía con la población de Cabra, no ha dudado en pedir ayuda a su municipio para intentar mejorar la situación de la población de Comas. Sus viviendas se levantan sobre tierra arenosa, terreno que están reconstruyendo para poder dedicarse a la agricultura. Apenas cuentan con una biblioteca de muy pequeñas dimensiones y con pocos libros. Pero los vecinos de Cabra ya se han movilizado para que esta situación empiece a cambiar.

Tal y como explica el director de la Red de Bibliotecas Municipales de Cabra, José Pérez, “fue Adolfo Luque quien nos contó la situación que tienen allí y nos preguntó si podíamos hacer algo allí”. Tras conversaciones con el concejal de Cultura del Ayuntamiento, José Luis Arrabal, las dos instituciones decidieron aunar esfuerzos para poner en marcha una campaña solidaria de libros, presentada el pasado 11 de septiembre. Hasta el momento, Pérez señala que se han recogido más de 2.000 libros y ha alabado la solidaridad del pueblo egabrense.

Los primeros en realiza su aportación fue el propio Consistorio egabrense, que donó cerca de 400 ejemplares de varias temáticas y procedentes del fondo municipal. A esta aportación se han sumado la solidaridad de vecinos particulares de Cabra y de toda Andalucía. En ese sentido, Pérez explica que hasta el municipio han llegado furgonetas procedentes de institutos y de colegios de Osuna o Estepa. Y es que el idioma no supone un escollo ya que en Comas también hacen uso del castellano.

Esta campaña estará abierta hasta final de año y la intención del municipio es que el resto de instituciones se impliquen en ella. Para la recogida de libros, Cabra ha dispuesto dos puntos físicos: las dos bibliotecas municipales, lugares a los cuales también se pueden enviar ejemplares.

El traslado de todos los libros hasta Comas será el siguiente procedimiento a estudiar ya que todavía no está definido. Pérez explica que “quizás, uno de los primero pasos será contactar con el embajador de Perú” y, a raíz de ahí, formular la mejor solución. No obstante, hasta que llegue ese momento, Cabra reactivará la campaña en redes sociales para que la solidaridad no decaiga.

Etiquetas
stats