Un juez abre diligencias por la ocupación de Rey Heredia

Voluntarios de Acampada Dignidad trabajando en Rey Heredia FOTO: MADERO CUBERO
El magistrado de Instrucción 4 da trámite a la denuncia que presentó la Policía Nacional

José Luis Rodríguez Lainz, magistrado del juzgado de Instrucción 4 de Córdoba, ha abierto diligencias por la ocupación del colegio abandonado Rey Heredia -junto a la Calahorra- por colectivos sociales y vecinales. El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha confirmado la noticia, adelantada esta mañana por Abc. La ocupación del colegio Rey Heredia cumplió ayer un mes, coincidiendo con la puesta en marcha de un comedor para atender a las familias con menos recursos. El centro también organiza clases particulares impartidas por docentes voluntarios, cuenta con una biblioteca, un programa de talleres y se busca poner en marcha un huerto urbano que abastezca de productos.

La tramitación de la denuncia interpuesta por la Policía Nacional y que ha terminado en los juzgados se encuentra en sus primeros fases. El TSJA confirma que Rodríguez Lainz apenas ha movido el caso, pues está a la espera de que lleguen los atestados de los agentes. La denuncia se produjo en la primera jornada de la ocupación, la tarde del viernes 5 de octubre. Ese día, tras una manifestación contra los recortes de las pensiones, un grupo de personas se concentró frente al colegio, cerrado desde 2011, y abrieron las puertas. A algunos de ellos la policía les ordenó que se identificasen.

Desde entonces, el centro público ha sido remozado, limpiado y puesto en marcha como centro social y nudo de lo que se ha bautizado como la Acampada Dignidad. Y todo, bajo una espada de Damocles municipal que no acaba de caer pero que amenaza, casi desde el primer día, con desalojar a los vecinos y voluntarios del histórico inmueble.

Una amenaza que el Ayuntamiento ha sabido compaginar con una sorprendente propuesta: garantizar la permanencia física de un edificio que está condenado al derribo en el Plan General de Ordenación Urbana. Este documento marco contempla, donde hoy está el colegio y la manzana adyacente, abrir una gran plaza pública. Pero ahora, la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU) ha iniciado los trámites para evitar la eliminación antiguo colegio de Rey Heredia y se ha puesto en marcha un estudio previo, ya encargado a los servicios técnicos, para reordenar el entorno de La Calahorra. Incluso IU, que apoya a los colectivos que ocupan el centro escolar, se opone al propio PGOU que ellos mismos redactaron y piden que se celebre un referéndum para decidir qué hacer con ese espacio.

Etiquetas
stats