El Ayuntamiento regulará la actividad y publicidad de las salas de juego para evitar su proliferación

Interior de una sala de juegos y apuestas.

El Ayuntamiento quiere regular las salas de juego y evitar su proliferación, sobre todo en las cercanías de espacios habituales de la infancia, juventud y zonas vulnerables. Así lo han anunciado el presidente de la Gerencia Municipal de Urbanismo, Pedro García, junto al delegado de Servicios Sociales, Juan Hidalgo, que trabajan en la elaboración de una ordenanza que ponga coto a la actividad, ubicación y publicidad de este tipo de casas de apuestas.

“Vamos a trabajar desde nuestras competencias para regular e intentar controlar todo lo que tiene que ver con las salas de juego que han proliferado en nuestra ciudad en los últimos tiempos como en el resto de España”, ha dicho García. Desde el año 1999 hasta hoy,  Urbanismo ha trabajado sobre 77 expedientes abiertos a salas de juego, unas ya en funcionamiento y otras por abrir.

Las competencias municipales abordarían las licencias de actividad, por un lado y, por otro, la publicidad de estas salas de juego, además de revisar su fiscalidad desde el área municipal de Hacienda. En estas competencias “vamos a intentar regular y hacer políticas que permitan, fundamentalmente en las zonas más vulnerables, que no sigan proliferando y tengan medidas coercitivas para que no sigan aumentando”, ha señalado García.

El también primer teniente de alcalde ha pedido que tanto el Gobierno central como la Junta de Andalucía legislen en este ámbito para que se “regulen de manera más restrictiva estas actividades”. No obstante, el Ayuntamiento quiere abordar la regularización que le permite el ámbito local.

“La ludopatía es una enfermedad”, ha apuntado el delegado de Servicios Sociales. Solo en Córdoba, la asociación Acojer trata a 300 familias afectadas por la ludopatía, en las que además el perfil ha reflejado un gran descenso en la edad de las personas que se enganchan al juego: si hace 30 años solían tener entre 45 o 50 años, ahora la edad media está en 25-30 años, según los datos de Acojer.

“Igual que ya vemos normal que no se fuma en los bares y no hay publicidad de tabaco en la televisión, no puede haber anuncios tan agresivos ni ubicarse una sala de juegos en cualquier espacio”, ha defendido Juan Hidalgo.

Por su parte, el presidente de Acojer, Salvador Secilla, ha apostado por la regularización de estas salas de juego. “El año pasado solo en Córdoba se abrieron 19 salas de juego. La publicidad es un bombardeo continuo”, asegura para denunciar, además que “dejan entrar a menores, cuando está prohibido. Hacen la vista gorda”.

Secilla ha criticado que “líderes de la masa social se prestan a hacer esa publicidad. No saben el daño que hacen”, en alusión a primeras figuras del deporte que protagonizan campañas de publicidad de las casas de apuestas.

Etiquetas
stats