La ciudad perfecta

Córdoba es una de las pocas ciudades perfectas de España. No, no me he dado un golpe en la cabeza. Siempre lo pensé. Por circunstancias, ahora mismo podría vivir en Madrid, Sevilla o cualquier ciudad del extranjero. Pero nunca me lo planteé demasiado en serio. Insisto, Córdoba es una de las pocas ciudades perfectas de España para vivir.

Córdoba tiene muchas de las cosas que busca cualquier persona para tener una gran calidad de vida. Tiene un clima estupendo (salvo en verano, obvio, en el que nos confinamos y hay que huir) pero tiene los servicios y el tamaño perfectos. Ni es una gran ciudad ni es un pueblo. Tiene una oferta cultural más que digna, tiene colegios públicos de sobra, un patrimonio envidiable, un paraíso en forma de Sierra que acaricia el casco urbano y es una de las ciudades mejor comunicadas del país. Su estación de tren te lleva a cualquier lado, la cruzan dos autovías de gran capacidad y una carretera nacional que te lleva a dos comunidades autónomas diferentes en una hora de viaje. Habrá aeropuerto, pero ni falta que hace. Y, sobre todo, es una ciudad barata.

Por lamentables circunstancias, vivir en Córdoba no es caro. La vivienda no tiene un precio inasumible para un sueldo medio, de fuera de Córdoba, claro. Comer en casi cualquier sitio es tremendamente barato comparado con su enorme calidad. Y la ciudad tiene unos más que aceptables servicios públicos, con un agua de primera calidad. Aunque todo es mejorable, claro.

Lo que precisamente le falta a Córdoba es lo que le sobra a una gran ciudad: trabajo. Pero en estos meses extraños ha ocurrido algo en el mundo de lo que seguramente no han oído hablar que nos ha metido en una especie de túnel del tiempo que nos ha llevado al futuro. Y ese futuro es un lugar donde muchísimas personas pueden trabajar desde casa. Y aquí viene el quid de la cuestión.

En unos tiempos de expansión del teletrabajo y con unas comunicaciones bastante buenas, ¿podría pasar el futuro de Córdoba por recibir a todas esas personas angustiadas de la gran ciudad que buscan un lugar cómodo, amplio y barato donde poder teletrabajar?

Podría. O no. Pero habrá que intentarlo.

Etiquetas
Publicado el
25 de septiembre de 2020 - 23:11 h
stats