Tarde blanca de San Pedro

La Virgen del Socorro recorrió este domingo, como cada año el último de septiembre, las calles de Córdoba | Los sones corrieron a cargo de la Banda de Música Nuestra Señora de la Estrella

Al tiempo que la plaza comienza a llenarse, la hermandad ultima su cortejo. La luz es todavía clara, como la de una tarde de primavera. Y sin embargo, aunque no pareciera ser así, es otoño ya. Los costaleros aguardan ante la puerta de la ermita, junto al Arco Bajo de la Corredera. Cada vez son más los cofrades que esperan, no sólo al instante de la salida sino también a lo largo de los primeros metros del recorrido. En la cercana Almagra y en la calle Escultor Juan de Mesa, numerosos cordobeses se congregan. Desean ver a la alcaldesa perpetua de la ciudad, cuya imagen empieza a dibujarse en el exterior de su templo. Corre algún minuto por encima de las siete, no más de dos, cuando Nuestra Señora del Socorro inicia el camino que le va a llevar por los rincones del barrio de San Pedro. No pocos balcones lucen galas para la procesión. Los sones primeros tienen lugar en el momento exacto. Radiante ante su pueblo está ya.

Como cada año el último domingo de septiembre toma carácter diferencial. Es un día de devoción en torno a la ermita del Socorro, ante cuya puerta se encuentra la Virgen que le da nombre. La salida de su templo no es sencilla, pero es vencida por parte de una cuadrilla de costaleros que después termina de tomar posiciones. Unas guías permiten la maniobra inicial. En la plaza, también con idéntica nomenclatura a la de la advocación de la imagen, mayores y pequeños comienzan a vivir la tarde blanca de San Pedro. Blanca como el color de las paredes, como las vestiduras de Nuestra Señora del Socorro y sobre todo como su luz. Ilumina más si cabe con su presencia la calle mientras marcha rumbo al corazón del barrio. Estampa hermosa completa ante la Basílica de San Pedro con el sonido que regala la Banda de Música Nuestra Señora de la Estrella.

Poco a poco la tarde comienza a dejar su lugar a la noche, que lo es totalmente en el instante en el que la Virgen avanza hacia la Corredera desde Rodríguez Marín. Entra por el Arco Alto para buscar el Bajo. La alcaldesa perpetua de Córdoba, bajo la atenta mirada de devoción de vecinos y cofrades, se dirige ya a la ermita. Está de regreso y aunque todos quieren que así sea el tiempo no se detiene. La hermandad de Gloria culmina con brillantez el principal acto en torno a Nuestra Señora del Socorro. Los cultos en honor a su titular, que comenzaron alguna semana atrás, no terminan con la procesión de este último domingo de septiembre, pues en apenas unos días tendrá lugar la ofrenda de frutos y alimentos al Mercado Sánchez Peña, del cual es patrona.

Etiquetas
Publicado el
28 de septiembre de 2015 - 10:54 h
stats