Filosofía de barrio

 

Necesitamos ganar partidos

(Juan Esnáider. Entrenador del Córdoba CF)

Naturalmente, caballero. Usted necesita ganar partidos. Y un vehículo gasolina para circular. Y el presidente del Gobierno reducir la tasa de paro. Y así sucesivamente, de obviedad en obviedad, hasta la perogrullada final. En este apartado, en el de las simplezas supinas, el fútbol aventaja al resto de disciplinas por goleada. Usted le pone un micrófono a un señor con chándal, le prepara una audiencia multitudinaria, manda callar al respetable para que se le oiga y en menos que se viene abajo el Ibex ya ha soltado media docena de frases huecas, sin nada en su interior.

La del titular es una muestra palmaria de la filosofía ramplona que preside este deporte. Acabamos de fichar a un entrenador de renombre, se pone al frente de un equipo a la deriva y la primera solemnidad que suelta es que para sumar puntos hay que ganar partidos. Hombre, claro. El suyo y todos los equipos de todas las divisiones del planeta. Es lo propio de los campeonatos: los clubes se van colocando en la tabla en función de las victorias, los empates y las derrotas que vayan acumulando. Una victoria, tres puntos; un empate, un punto; una derrota, cero puntos.

La semana que viene, si el equipo que dirige gana o empata, tomará asiento en la sala de prensa, esperará a que los periodistas guarden silencio, se acercará al micrófono y dirá lo siguiente: "Lo importante es sumar puntos". Y si pierde (crucen los dedos) se excusará diciendo que aún no ha asimilado su esquema de juego.

En general, el fútbol es un deporte con cuatro ideas básicas, tres reglas de juego y muchas páginas que rellenar cada día. Demasiadas. Tantas que entre el lunes y el sábado, los entrenadores y los periódicos prácticamente dicen lo mismo intercambiando el orden de las palabras. Será por esta chusca razón que aquí las perogrulladas se caen como chuzos de punta cada vez que un señor con chándal se pone estupendo.

Por cierto, y sin que sirva de precedente, necesitamos ganar partidos.

Etiquetas
Publicado el
13 de abril de 2013 - 02:20 h