La vida en juego en un clásico

Celebración de un gol en el 1-4 de Copa del Rey en Elche | LOF

Menudo día para marcar un récord. El Córdoba jugará el domingo su partido número 30 en el estadio Martínez Valero de Elche. No hay ningún club en el fútbol español al que los blanquiverdes se hayan enfrentado en más ocasiones en partidos oficiales. En el calendario particular de cruces entre ambos, el choque de la trigésimo tercera jornada de la Liga 1/2/3 será el 60 en la lista, según los datos del portal especializado bdfutbol.com. En Elche perseguirán los de Rafa Navarro tres puntos vitales para mantener encendida la esperanza en la salvación de su plaza en Segunda División, comprometida desde que arrancó el campeonato. A falta de diez jornadas y siete puntos por debajo de la línea de permanencia, el Córdoba se la juega sin vuelta atrás. Una victoria le permitiría abordar el siguiente partido -ante su directísimo y casi único rival, el Lugo- con un talante desconocido desde que la depresión se instaló en El Arcángel en el pasado verano. Córdoba es buen lugar para los milagros. En ello están los blanquiverdes, que han enlazado dos jornadas sin perder -empate en Cádiz y victoria ante el Mallorca- y se sienten fuertes y capaces.

Córdoba y Elche llevan cruzando sus caminos toda la vida. En Liga y en Copa. En El Arcángel y en el Martínez Valero. En Primera, Segunda y Segunda B. En cruentos play offs para salir del fango de la categoría de bronce y en encarnizados pleitos por conservar la plaza. Mirado así, el Córdoba-Elche es un clásico. Por detrás quedan los enfrentamientos con el Recreativo de Huelva -que ahora está en Segunda B-, con el que ha habido 58 encuentros oficiales. El balance global contra el Elche entre 1958 y 2019 es de 59 partidos disputados, con 20 victorias del Córdoba, 18 empates y 21 triunfos del Elche. Si salen triunfantes los blanquiverdes quedará sellada una insólita estadística de equilibrio.

La primera visita a Elche fue en octubre de 1958, en Segunda División, y el Córdoba se llevó una buena paliza: 5-0. En la localidad levantina colecciona vivencias el cordobesismo. En 29 ocasiones ha logrado seis victorias, ocho empates y quince derrotas. Entre los reveses hay uno especialmente doloroso: fue en la jornada 35 de la temporada 82-83, un curso en el que el fútbol cordobés experimentaba un desplome histórico. Sufrió la derrota más dura de su vida, un 7-0 con cinco goles de Felipe Nery y otro de Anquela, quien con el tiempo terminaría siendo jugador blanquiverde y que ahora es entrenador en el Real Oviedo. Ese Córdoba, con Gonzalo Uceda en el banquillo y Perico Campos en la defensa, terminó bajando a Segunda B (y un año más tarde, a Tercera).

Entre los momentos más recordados está la célebre visita en el play off de ascenso a Segunda de la temporada 96-97. Viajar a Elche nunca es igual para el cordobesismo desde aquel 15 de junio de 1997. Fue un partido con el sello del exceso. Por entonces nunca se había registrado un desplazamiento masivo de aficionados de este calibre en el fútbol español para un partido de Segunda B. Se congregaron 30.000 almas en el Martínez Valero y más de un tercio eran cordobesistas. El encuentro tenía su trascendencia -era la cuarta de seis citas clave para subir- pero es que, además, era gratis total. El empresario Rafael Gómez, presidente en aquel curso 96-97, movió los hilos para hacer que a los seguidores no les costara un duro embarcarse para Elche. Hubo refrescos y bocadillos a mansalva. Para algunos fue algo así como unas vacaciones. Para otros, un acontecimiento que les dejó marcados. Aquel Elche-Córdoba quedó grabado en el imaginario cordobesista. El marcador final fue de 0-0. Los hinchas fueron para celebrar un salto de categoría que finalmente se vio frustrado por una derrota en casa ante el filial del Depor.

El precedente más cercano está el pasado mes de octubre, con motivo de la Copa del Rey. El Córdoba, con Sandoval en el banquillo, logró su primera victoria oficial lejos de casa en la actual temporada con un rotundo 1-4. Fue un partido muy completo de los blanquiverdes, que superaron con amplitud a su adversario. Marcaron De las Cuevas, Luis Muñoz, Javi Galán y Sebas Moyano. Los dos últimos ya no están. Tampoco Sandoval, que dejó su sitio a Curro Torres; después llegó Rafa Navarro. El Córdoba actual tiene poco que ver con aquel en cuanto a las formas. Su fondo sí es idéntico: tiene problemas por resolver y poco tiempo para hacerlo. Ya sea respaldado por 12.000 -como en aquella ocasión en Segunda B- o por 300, que es el número de localidades que ha sacado a la venta -por 10 euros y bus incluido- el club, el Córdoba volverá a protagonizar un episodio de trascendencia absoluta en Elche.

Etiquetas
stats