Si Lucas dice que no...

.

Si Lucas Alcaraz (Granada, 1966), uno de los entrenadores con mayor rango en Segunda División, se reconoce incapaz de reflotar al Almería es que el asunto se ha puesto realmente feo en el club rojiblanco. Dramático. El técnico granadino, con pasado en el Córdoba CF -estuvo dos cursos completos, entre 2009 y 2011-, comunicó a la directiva del club almeriense que ponía su cargo a su disposición después de la derrota del pasado fin de semana en Zaragoza (2-1). Le han dicho que sí, que adiós. Era la octava semana consecutiva sin vencer (tres empates y cinco derrotas). El Almería no gana un partido desde el pasado 24 de febrero y suma 39 puntos, los mismos que el Córdoba. Deberán visitar El Arcángel en la jornada 40, cuando solo solo falten dos para el final.

El granadino se hizo cargo del banquillo almeriense en la jornada 16, cuando el equipo estaba situado en posiciones de descenso. Con él al frente se produjo una reacción inmediata. Ganó en su estreno y sacó al equipo de la zona pantanosa. Solamente ha estado en una jornada entre los cuatro últimos y fue en la 24. Desde entonces ha permanecido a una distancia prudente del peligro, pero su declive ha sido evidente y esta llegando al final del curso en un estado de lo más preocupante. El Almería es el conjunto que menos suma en los dos últimos meses entre los que pelean por la permanencia. Ya hay dos desahuciados -Lorca y Sevilla Atlético-, mientras que un grupo de seis morderá por cada uno de los 18 puntos que quedan en juego para evitar ocupar una de las dos plazas que aún quedan con destino a Segunda B. Ahora mismo las ocupan el Córdoba CF y el Barcelona B, precisamente el equipo al que la próxima jornada se enfrenta el Almería. Los blanquiverdes, por su parte, abordan el partido más crucial del campeonato en el campo de la Cultural Leonesa.

En los 21 encuentros que ha estado al frente del Almería ha conseguido Alcaraz seis victorias, seis empates y nueve derrotas. Ahora su cargo lo ocupará Fran Fernández, preparador del filial rojiblanco. El sábado que viene, en el Estadio de los Juegos Mediterráneos, debutará. Mientras tanto, Lucas verá desde la barrera el desenlace de una temporada turbulenta: si viene a Córdoba, ya no lo hará como enemigo. El granadino dijo basta en Almería. La lucha por la permanencia seguirá deparando sorpresas entre sus principales actores. Al tiempo.

Etiquetas
Publicado el
24 de abril de 2018 - 11:45 h
stats