Remontada para tomar oxígeno en Pozoblanco

.

Al fin una alegría. El CD Pozoblanco ha logrado alcanzar su primera victoria de la temporada, y además, de manera un tanto épica. El conjunto de Emilio Fajardo andaba pasándolo realmente mal en el Grupo X-B de Tercera División, pues acumulaba un balance de cuatro empates y dos derrotas que le dejaban hundido en los puestos de play out de descenso. Por tanto, sumar de tres lo antes posible se antojaba de vital importancia, y la primera del curso tuvo que llegar en un duelo aplazado, en concreto, el que correspondía a la primera jornada del campeonato. En efecto, los pozoalbenses tiraron de orgullo para darle la vuelta a un resultado que se les puso en contra, y frente a un rival destacado del grupo como es el Castilleja, para firmar un triunfo que da una dosis extra de oxígeno en Los Pedroches.

El fútbol regresaba al Municipal de Pozoblanco en jornada intersemanal. El equipo provincial aprovechó la festividad para recuperar su enfrentamiento correspondiente a la primera fecha liguera, y que no pudo disputarse entonces a causa del Covid-19. Un partido que arrancó con máxima igualdad, aunque sería el Castilleja el que diera el primer aviso con un disparo de Guille en el primer minuto de juego. Por contra, el Pozoblanco respondió a los ocho minutos con un peligroso cabezazo de Brian que se marchó por muy poco.

Fue así como transcurrió una primera mitad en la que apenas hubo acercamientos realmente reseñables, más allá de un disparo de Zara superada la media hora. El 0-0 brillaba en el electrónico pozoalbense camino de vestuarios, resultado que se antojaba insuficiente para los intereses del cuadro local.

Pero todo cambiaría tras la pausa. La efectividad de cara al gol llegaría tras el tiempo de asueto, aunque serían los sevillanos los primeros en acertar. Apenas habían transcurrido seis minutos de la reanudación cuando Armenta consiguió adelantar a los visitantes, un tanto muy protestado por los jugadores cordobeses debido a una posible posición antirreglamentaria. Pero el gol no afectó en demasía, pues dos minutos después, Brian firmaría el empate en una definición perfecta en el mano a mano con el guardameta. Este gol sí que dio alas al Pozoblanco, que se creció aún más, y de ese ímpetu saldría la jugada que provocó el penalti a favor de los de Fajardo, y que no erró Santacruz. A partir de ahí fue una continua insistencia del Castilleja, aunque el cuadro de Los Pedroches supo aguantar las acometidas para sumar por primera vez de tres y dar un pequeño respiro de ilusión en la tabla.

Etiquetas
stats