¿Cómo se ha quedado el Córdoba tras el mercado invernal?

Piovaccari y Rodri, en un entrenamiento | MADERO CUBERO

Tres entradas y una salida. La revolución se quedó en escaramuza. El último día del mercado invernal sólo deparó un movimiento de intercambio: se marchó Borja Domínguez y le suplió Sergio Aguza. El gallego había disputado seis de los siete partidos a las órdenes de Carrión, pero aún así buscó cobijo en el Oviedo, que se lo llevó cedido y con una opción de compra. El Córdoba aprovechó para pescar a Sergio Aguza, que había rescindido al mediodía del martes su contrato con el Alcorcón. Uno por otro. No llegó un defensa central ni tampoco un delantero centro, aunque se movieron hilos. En el caso del punta, el equipo blanquiverde trató de hacerse con los servicios del ucraniano Roman Zozulya, ya que estuvo a punto de romperse el pacto de cesión por parte del Betis con el Rayo Vallecano por la presión de los seguidores del club madrileño en las redes sociales. Hubo una protesta por la filiación del internacional con la ultraderecha de su país. El pase finalmente se produjo. El club blanquiverde hizo una intentona por Manucho, pero el angoleño de 33 años se quedó en Vallecas. Al final, Carrión tendrá que lidiar con lo que hay después del trabajo de la dirección deportiva, con Emilio Vega a la cabeza. ¿Cómo se queda el Córdoba después del mercado invernal?

La portería | Pawel al frente

Ahí no hay debate. El polaco Pawel Kieszek es el jefe indiscutible y uno de los grandes aciertos del curso. Razak, que sigue en la Copa de África de Naciones, volverá la semana que viene para guardar las espaldas y con contrato hasta junio. Detrás queda Marc Vito, del filial.

La defensa | El parcheo permanente, la entrada de Bíttolo y oraciones por Deivid

Ha llegado una incorporación para el lateral izquierdo. El argentino Mariano Tano Bíttolo, de 26 años, competirá por la titularidad con el veterano Domingo Cisma, cuyas últimas actuaciones no han convencido demasiado. Samu de los Reyes, que no contaba antes, lo tendrá complicado a partir de ahora. El club le buscó destino, pero no hubo manera. No se fichó a un central, por lo que todo apunta a intensificar las oraciones por la recuperación de Deivid, que sigue recuperándose de una operación de espalda. Puede estar para marzo, si todo va tan rápido como parece. Por lo demás, Héctor Rodas, Bijimine y Caro serán los centrales en juego, con Antoñito en el lateral derecho. Si hace falta, echarán mano de Luso para cualquier eventualidad. Entre la polivalencia y el parcheo, el Córdoba es uno de los equipos más goleados -pese a que su portero es de los mejores del campeonato- y no hay ninguno peor cuando juega en casa. Ahí hay tarea.

La media | Javi Lara llega para mandar

Doce años después de haberse marchado tras forjarse en la cantera y no gozar de una oportunidad en el primer equipo, Javi Lara ha regresado para mandar. El montoreño debutó en Tenerife y ya fue titular en el partido del domingo pasado ante el UCAM Murcia, en el que monopolizó todas las acciones a balón parado. En esta línea hubo un cambio: se marchó Borja Dominguez al Oviedo y llegó Sergio Aguza, que había intervenido de forma intermitente en el Alcorcón. Rescindió contrato con los alfareros y llegó con un compromiso hasta el 30 de junio. La rehabilitación de Markovic se interpretará como un fichaje, al tiempo que hay piezas que cuentan poco o nada, como el marroquí Bergdich o Alejandro Alfaro, que llegó como figura y no fue ni convocado en la última jornada. Los veteranos Juli y Pedro Ríos -ambos terminan contrato en junio- seguirán siendo importantes mientras gente del filial como Javi Galán o Esteve Monterde, importantes en los primeros partidos de Carrión pero menos relevantes en los últimos, se siguen fogueando. Caballero, el más antiguo del plantel, anda en un papel secundario y el joven Guille Donoso, una apuesta personal del ex presidente Carlos González, aparece con cuentagotas.

La delantera | Con lo justo para ir tirando

Rodri y Piovaccari son los dos delanteros centro del equipo. El soriano es el que más juega y el italiano ha sido su relevo natural en la Liga y le ha suplido en la Copa del Rey, con una aceptable producción. El bache goleador de Rodri lo notó el equipo, pues coincidió con el declive del grupo. Este próximo sábado, en Lugo, no estará ninguno de los dos: cumplirán partido de sanción. ¿Quién los relevará? Carrión tendrá que recurrir a alguno de los infrautilizados o mirar al filial de Segunda B, al que por cierto llegó un fichaje: el valenciano Brian Triviño, procedente del Ciudad de Ibiza de Tercera División. Igual eso significa la promoción hacia la primera plantilla de Alberto Quiles o Moha Traoré. Algo habrá que hacer, puesto que el Córdoba es de los equipos que menos goles convierte en la categoría. Aunque sólo sea por garantizarse algún elemento de futuro, puesto que tanto Rodri como Piovaccari concluyen contrato en junio. Jugadores que en verano sonaron para la delantera, como Kike Sola o Juan Muñoz, terminaron recalando en otros clubes. El del Athletic cambió la cesión del Getafe por el Numancia, mientras que el canterano sevillista dejó el Zaragoza para incorporarse al Levante.

Finalmente, el Córdoba encara la segunda vuelta del campeonato lejos de los objetivos marcados, a tres puntos de distancia del descenso, líder en el ranking de peor equipo en casa -donde no gana desde finales de septiembre del año pasado- y con una plantilla de 23 fichas profesionales en la que hay, por ejemplo, dos centrales, tres laterales izquierdos y dos delanteros puros. Habrá que tirar de polivalencia e imaginación para salir adelante.

Etiquetas
stats